Celebrar un título en el estadio Saprissa es algo que el Herediano jamás ha hecho en su historia, pero diez rojiamarillos si lo han hecho por su cuenta.

Nueve  jugadores, más el técnico Hernán Medford,  tienen pasado morado y vivieron la presión y el festejo de lo que significa una final en la Cueva,  por lo que la estadística florense no aplica en ellos.

El portero Daniel Cambronero, el defensa José Mena, los volantes Rándall Azofeifa, Esteban Ramírez y Jimmy Marín y los delanteros Jairo Arrieta, Jorge Alejandro Castro, Josué Martínez y Víctor Núñez celebraron títulos en Tibás, con la chema morada.

Azofeifa podría ganar su tercer campeonato con los florenses. Foto: Melissa Fernández
Azofeifa podría ganar su tercer campeonato con los florenses. Foto: Melissa Fernández

Esa experiencia les será muy útil para que la presión que suele meter la Cueva a sus rivales en estas instancias no les pese este domingo y saber manejar la presión que ejercerán los morados.

De ganar el torneo de Verano la fiesta sería muy diferente para ellos, ahora no los aplaudirían vestidos de rojiamarillos al dar la vuelta olímpica, al retirar las medallas de oro o al levantar el trofeo de campeón 

"Para mí no hay sentimientos diferentes, campeonato es campeonato, estamos apuntando solamente a eso, sabemos que no será fácil, porque el rival es muy duro. No siento nada en especial que el partido sea allá", comentó Azofeifa.

Por su parte, Jorge Alejandro Castro espera que el gol que tanto ha pulseado este campeonato llegue el domingo por ayudar a su equipo, no necesariamente por ser en Tibás.

"Por tener la experiencia de jugar en Saprissa es que me tomo el atrevimiento de opinar sobre el partido que se viene. Ellos saldrán con una mentalidad muy ofensiva, saldrán a luchar por el título. Aprovecho para mandarle un mensaje a la afición, que aún no podemos celebrar absolutamente nada, vamos ante un rival fuerte en su casa", opinó el "Tanque".

Arrieta se imagina algo similar, con un Monstruo que saldrá a presionar desde el arranque, algo que deben manejar para poder celebrar al final de los 90 minutos.

"Así es el fútbol, uno es profesional y ahora me debo al Herediano. Cuando estuve en Saprissa lo di todo, es algo que siempre he hecho", destacó el Pamperito.

Será un partido de muchos viejos recuerdos