Rafael Ramos, psicólogo

Por: Rafael Ramos Hace 6 días

"Tengo una pareja, ambos somos divorciados, los dos tenemos hijos. Son seis meses de noviazgo y hemos tenido muchas discusiones por el tema de Navidad y fin de año, yo creo que nosotros como papás tenemos que compartir con nuestros hijos. Yo, con mi expareja, nos dividimos esas fechas, la pasamos muy bien, no tenemos problemas en este sentido, pero con mi novio tenemos un tema de un profundo desacuerdo que, incluso, me llevó a tomar la decisión de terminar con él y no pienso regresar. Resulta que él dice que va pasar del 24 al 1° de enero con sus hijos en la casa de la mamá, que tengo que aceptar esto. Ya me lo había hecho por el cumpleaños de sus hijos, él se va a dormir de viernes a domingo donde la mamá de sus hijos, cosa que yo no estoy dispuesta a aceptar. Lo que pasa es que él dice que yo le quiero quitar la relación con los hijos, y no es eso, yo con mi expareja no tengo problemas, se lleva mis hijos, yo los tengo otros días, nos ponemos de acuerdo, pero cada quien en su casa, entonces mi exnovio me grita, me dice que yo soy una dramática, para él es normal pasar por épocas con su expareja y sus hijos".

1. Cuando hay un divorcio, la relación con los hijos debe sostenerse y mantenerse, porque no hay una razón para que esto sea de otra forma, todo hombre o mujer separado y con hijos, está en la obligación de tener una relación estable con ellos. Esto es una condición permanente a lo largo de la vida, que va a evolucionar según sea la edad de los hijos.

2. Sostener y mantener una relación con los hijos después del divorcio o una separación, no implica estar involucrado de más con la ex pareja, de hecho, podría resultar contraproducente que los hijos nos vean a veces separados y, a veces, como la familia feliz que comparte ambientes que ya no le son propios a la pareja, puesto que ha habido un divorcio o una separación. Manejarlo así, es decir con periodos en los que hay convivencia y se comparte y luego se vuelve el esquema de cada quien por su lado, puede crear complicaciones emocionales en los hijos.

3. Respeto su decisión, yo creo que la pregunta no es si estuvo bien o estuvo mal, usted tiene claro qué quiere, cómo lo quiere y él por qué lo quiere de esta manera. En su propuesta no veo nada inadecuado, es más, es lo esperable en una situación de separación y divorcio con una nueva relación de pareja. Así que creo que es usted, en virtud de lo que desea para su vida, quien se dio cuenta que esta persona no estaba dispuesta a ceder en la relación, su posición, la de él, podría eventualmente desgastarla, así que siéntase tranquila.

4. Otro criterio importante, más allá del tema con la expareja o la relación con los hijos, es este, cómo construir una relación estable, abrirse a un proyecto de relación si nuestra pareja no está dispuesta a escuchar, negociar, ceder, proponer. Cuando hay intransigencia, imposición, esto los lleva a tener múltiples discusiones, las relaciones dejan de tener sentido, así que creo que su elección y decisión pareciera tener un buen fundamento.