Utilizar el cinturón de seguridad resultó de gran ayuda para un grupo de pasajeros de un autobús en China que se volcó de forma violenta tras ser embestido por un carro en la provincia de Zhuzhou.

Los pasajeros y el conductor de la unidad de transporte viajaban tranquilamente por una carretera cuando de pronto un vehículo golpeó el autobús en uno de los costado.

La fuerza del impacto generó que el bus se volcara de lado y que uno que otro pasajero volara por los aires desde su asiento, pero la mayoría permaneció en su lugar gracias a que utilizaba el cinturón de seguridad.

Sorprendentemente solo una persona resultó herida.