La idea dedel diputado es salvar el IVM . Foto: Rafael Pacheco
La idea dedel diputado es salvar el IVM . Foto: Rafael Pacheco

El diputado del Partido Accesibilidad Sin Exclusión (PASE), Óscar López, propuso este miércoles por la tarde un impuesto a la birra para que los consumidores de este producto contribuyan a sostener, según él, el régimen de pensiones de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM).

Eso explica la publicación que hizo en la mañana en la que, con una lata y una botella en mano, aseguró que metería birras en el plenario legislativo.

El impuesto sería de un 2% por cada cerveza que se consuma, unos ¢10 por unidad y será aplicado para las producidas en Costa Rica y para las importadas.

La iniciativa fue vista con buenos ojos por los diputados Fabricio Alvarado, del partido Renovación Nacional; Mario Redondo, de Alianza Demócrata Cristiana y de Marcela Guerrero, del PAC. Ellos consideran que sería un empujón importante y dijeron que analizarían la propuesta con seriedad.

Según López, un estudio de la Escuela de Estadística de la Universidad de Costa Rica para Educalcohol concluyó que 80 de cada 100 de los consumidores de bebidas alcohólicas prefieren la cerveza.

El consumo de cerveza en Costa Rica ha subido desde los 146,7 millones de litros en 2010 a los 169,2 millones en 2015, según los datos de la consultora Euromonitor.

Para el diputado López  el impuesto será un pequeño aporte individual de los consumidores de cerveza, pero un gran paso para fortalecer el régimen de pensiones de Invalidez Vejez y Muerte de la Caja.

La plata del impuesto sería pasada totalmente al IVM en un plazo no mayor a 30 días luego de haber recibido la liquidación del impuesto.  

7 mil millones por año sería el aporte del proyecto al IVM.