AFP , Bundesliga.com.24 marzo, 2020

Los aficionados del Borussia Dortmund donaron cerca de 73.611 euros. euros (¢44 millones) en una operación de apoyo a los bares y restaurantes de la ciudad, cerrados debido a la pandemia de coronavirus, gracias a la organización en Internet de “un día de partido virtual”.

En cada juego la afición se luce, sus mosaicos son los mejores del mundo. FOTO: Borussia Dortmund
En cada juego la afición se luce, sus mosaicos son los mejores del mundo. FOTO: Borussia Dortmund

Cada aficionado podía optar por el bar o restaurante que frecuenta habitualmente cuando acude al estadio Signal Iduna Park y hacer una donación correspondiente a lo que consume un día de partido: salchicha, cerveza, papas fritas...

"El estadio del BVB es simplemente el mejor lugar en el que he estado toda mi vida. Un sueño hecho realidad”, Daniel Ponce Medero, hincha azteca.

En la página del club, los hinchas tenían la opción de ver los 86 establecimientos inscritos en la operación.

Muchos de estos establecimientos cubren una buena parte de sus ganancias los días de partidos en Dortmund, donde más de 80.000 personas se reúnen habitualmente en el estadio.

"Estamos entusiasmados y honestamente emocionados de ver cuánta gente ha participado en esta operación de apoyo a su bar preferido aportando algunos euros", declaró el director de marketing del Borussia Dortmund, Carsten Cramer, este lunes en la web del club.

La operación se repetirá en los próximos días, como si se tratase del calendario asignado a Borussia.

¡Impresionante! el que entra en esta gradería debe ir a muerte con el club los 90 minutos. FOTO: Borussia Dortmund
¡Impresionante! el que entra en esta gradería debe ir a muerte con el club los 90 minutos. FOTO: Borussia Dortmund
Siempre son ejemplo

No hay duda de que el Borussia Dortmund puede presumir de títulos o grandes estrellas. Pero su mayor orgullo está en las gradas.

Desde allí nace el aliento frenético de su afición que transforma cada partido en un espectáculo de gran altura y con cánticos sonoros durante los 90 minutos de juego.

Cuando el equipo juega en el Signal Iduna Park el recinto reboza de banderas negriamarillas y los casi 82.000 aficionados lo repletan en busca de su identidad, raíces y su pasión por el BVB.

Echte Liebe (amor verdadero) es más que una frase que reviste bufandas, es un lazo cargado de sentimientos que une al equipo con su gente.

Un afecto que no vive en función de la tabla de posiciones ni de resultados. Importan, por supuesto, pero aquello no es lo que define su pasión por la camiseta.

Bien lo sabe la famosa “Gelbe Wand” -la tribuna sur del Signal Iduna Park- un rincón cargado de historia, abrazos y sueños.

Todos los clubes de Europa saben el poder de esta gradería. FOTO: Borussia Dortmund
Todos los clubes de Europa saben el poder de esta gradería. FOTO: Borussia Dortmund

Allí asisten en cada partido 25 mil seguidores que son el corazón del estadio y el soporte anímico del equipo. Se le conoce alrededor del planeta por una gran particularidad: es la gradería de pie más grande del mundo entero. Sí, porque en aquel nido sus aficionados alientan de pie y con el vozarrón al cielo.

La pasión que despierta el BVB traspasa las fronteras y los continentes. Por ello, el Signal Iduna Park es testigo de cómo cientos de aficionados latinoamericanos llegan hasta sus tribunas en busca de la magia y la esencia negriamarilla.

Un hincha mexicano, Daniel Ponce Medero, así resume su experiencia en su reciente visita: “El estadio del BVB es simplemente el mejor lugar en el que he estado toda mi vida. Un sueño hecho realidad”, detalló el hincha azteca.

Para muchos aficionados, simplemente hay que vivirlo para describir el espíritu que envuelve a la Muralla Amarilla y a los 82.000 fieles devotos de la Abeja Mecánica.

Hasta premios tienen

El reconocimiento a los aficionados del Borussia Dortmund ha llegado incluso a nivel institucional.

Esto ocurrió, por ejemplo, cuando recibió el Premio a la Afición de la FIFA, junto a la del Liverpool FC, por su interpretación conjunta de “You will never walk alone” (el premio fue dedicado a las víctimas de la tragedia de Hillsborough).

Erling Haaland es la gran figura del cuadro de Dortmund. (AP Photo/Martin Meissner)
Erling Haaland es la gran figura del cuadro de Dortmund. (AP Photo/Martin Meissner)

“Esa noche fue una de las más especiales” señaló Jürgen Klopp poco tiempo después.

El famoso y pletórico “Echte Liebe” retumba fuerte en los corazones negriamarillos a diario.

Es una forma de vida. Es un amor verdadero que se profesan mutuamente equipo y aficionados. Una auténtica fiebre, pero de color amarilla que se consagra cada fin de semana cuando la pelota baila en el Signal Iduna Park o en cualquier estadio del mundo.