Karol Espinoza.1 agosto, 2017
El presidente Fernando Ocampo, la secretaria Silvia Nassar y Ángel San Casimiro, durante la bendición el lunes por la noche. Tomado Facebook LDA
El presidente Fernando Ocampo, la secretaria Silvia Nassar y Ángel San Casimiro, durante la bendición el lunes por la noche. Tomado Facebook LDA

La dirigencia de Alajuelense, encabezada por el presidente Fernando Ocampo, le pidió una manita a Dios y por eso bendijeron la noche del lunes la nueva cancha híbrida del estadio Alejandro Morera Soto.

Según las imágenes compartidas en las redes sociales manudas, el encargado de echarle agua bendita al nuevo césped fue el obispo de Alajuela y seguidor a muerte de los manudos, el español Ángel San Casimiro.

La Liga inaugurará el domingo, a las 11:30 de la mañana, ante el Santos de Guápiles, la primera cancha híbrida de Centroamérica, compuesta en un 90 por ciento por césped natural y un 10 por ciento de césped sintético.

San Casimiro es tan fiebre como el león manudo y por eso se encargó de que la nueva gramilla híbrida quedara bien bendecida. Tomada Facebook LDA.
San Casimiro es tan fiebre como el león manudo y por eso se encargó de que la nueva gramilla híbrida quedara bien bendecida. Tomada Facebook LDA.