Eduardo Vega.15 noviembre, 2020

Con una mezcla de dolor y cólera, el técnico de Guadalupe, Alexánder Vargas, no tuvo pelos en la lengua para asegurar que su equipo fue un desastre durante los 90 minutos del partido ante Saprissa que perdieron 5-1, correspondiente a la fecha 15 del torneo Apertura 2020.

“Hoy fuimos un desastre en todo el sentido de la palabra. Me duele en el alma el cuerpo técnico y los administrativos. Estoy muy molesto, me pregunto qué pasó. No fuimos el equipo que hemos sido durante todo el torneo”, se cuestionó el entrenador.

Se quedó sin explicaciones el técnico, Alexánder Vargas, de Guadalupe, ante la goleada 5-1 contra los morados. foto John Durán.
Se quedó sin explicaciones el técnico, Alexánder Vargas, de Guadalupe, ante la goleada 5-1 contra los morados. foto John Durán.

“Cuando usted le da chance (a Saprissa), le da una mínima opción, anota todas. Eso fue lo que hicimos hoy, darles más vida y gloria a ellos, mientras nosotros estuvimos prácticamente dormidos porque esa es la palabra; sin ansias, sin nada, como sin derecho a hacer goles y por eso el 5-1 final”.

Vargas acepta que por ahí les está cobrando factura la presión deportiva y de los medios de comunicación por clasificarse a semifinales.

"Hemos tenido presión antes, pero muy diferente, ha sido la presión de ganar para no descender, la presión actual es por clasificar. Hemos estado ahí y la hemos dejado pasar.

“Hemos dejado la opción de meternos en semifinales durante cinco partidos que pudimos pasarle a Herediano (en puntos), pero no hemos sido capaces, no se han tomado buenas decisiones… el grupo comienza a sentir la presión, pero de clasificar y esa es muy diferente a la del descenso”.

Sobre su capítulo como entrenador, el cual comenzó este torneo con Guadalupe, analizó: "Esto es una pasión, yo lo adoro, le doy gracia a Dios porque me da esta oportunidad.

Guadalupe se desfiguró ante Saprissa y terminó goleado 5-1. Foto John Durán.
Guadalupe se desfiguró ante Saprissa y terminó goleado 5-1. Foto John Durán.

“Cuando lo nombran a uno tal vez para muchos es un desconocido, lo acepto, pero tengo 10 años de ser asistente técnico, he picado piedra, por eso me siento capacitado, todos los entrenadores del mundo empezamos así.

El también odontógo no afloja, asegura que va con todo en el cierre del campeonato y que sean las matemáticas las que decidan si Guadalupe o Herediano avanzan a semis.