Sergio Alvarado.17 julio
Rodríguez expulsó a Jafet Soto en la jornada 19 del Clausura 2019, jugada que el técnico florense no se olvidó. Foto: Rafael Pacheco
Rodríguez expulsó a Jafet Soto en la jornada 19 del Clausura 2019, jugada que el técnico florense no se olvidó. Foto: Rafael Pacheco

Para cualquier persona recibir un reconocimiento como el mejor en lo que hace es motivo de orgullo y felicidad, pero ¿cómo se toma un árbitro de fútbol un reconocimiento de este tipo, cuando constantemente les pasan diciendo “malo” o le recuerdan a su madre por alguna decisión?

Cristian Rodríguez, por ejemplo, fue designado como el mejor referí de la temporada 2018-2019, y estuvo en el ojo del huracán en el torneo anterior cuando Jafet Soto, técnico del Herediano, le señaló sus errores arbitrales en repetidas ocasiones.

Soto lo calificó de localista y se le entró con los tacos de frente al afirmar que siempre perjudicaba a su equipo, de una u otra manera.

“Nosotros tenemos una mala experiencia con él, en San Carlos nos pitó un penal que no era y nos metió atrás a punta de pito porque validó un gol que era falta sobre Junior Díaz. Hay que pensar mal. Donde él pitó siempre hubo algo en contra del Herediano. Si por la víspera se saca el día jugaremos no solo contra once, sino contra bastantes", dijo Soto el pasado 7 de mayo.

A pesar de todos filazos, quejas y señalamientos del entrenador florense, el 11 de junio, Rodríguez vivió un día especial cuando la Unafut lo premió por su labor. Durante ese momento de gloria, La Teja aprovechó para consultarle si le dedicaba ese reconocimiento a Soto por haberlo cuestionado tanto.

“A Jafet Soto le tengo mucho respeto como persona y como técnico y no tengo nada contra él. Me parece incluso que es un gran entrenador, alguien que es bueno en lo que hace. En el fútbol las cosas nunca pueden pasar a más, lo que se diga en la cancha queda en la cancha y listo”, dijo el referí, quien de forma humilde le dio una lección a Soto.

11/06/2019 Hotel Crowne Plaza. Premiación de Unafut. Foto: Rafael Pacheco
11/06/2019 Hotel Crowne Plaza. Premiación de Unafut. Foto: Rafael Pacheco

Después de los comentarios que Soto soltó contra Rodríguez, algunos periodistas y aficionados consideraron que el entrenador buscaba influir en los árbitros, situación que Cristian descartó pues según él, ese tipo de comentarios le resbalan.

“Cada uno defiende lo suyo y puede habla de lo que guste, pero respecto a mí ese tipo de comentarios no ejerce ningún tipo de presión ni mucho menos. Tampoco va a provocar a que cambie mi manera de ser ni dudar de lo que hago", explicó.

Rodríguez pitó el partido de la final entre San Carlos y Saprissa en el estadio Carlos Ugalde del torneo pasado, duelo en el que su trabajo estuvo bajo la lupa de muchos, lo cual para él es una buena señal.

“En esto hay que entender que los protagonistas son los jugadores, uno solo es un componente más dentro del terreno de juego”, explico el silbatero.

Representante de la ley

Rodríguez compartió su rol de figura de autoridad en la cancha con su trabajo como policía, ya que hasta marzo de este año se desempeñó como oficial de la Fuerza Pública, así que le consultamos si alguna vez deseó llevarse detenido a algún futbolista o técnico que se pasó de majadero.

Cristian dirigió la final entre San Carlos y Saprissa del torneo anterior. Fotografía José Cordero
Cristian dirigió la final entre San Carlos y Saprissa del torneo anterior. Fotografía José Cordero

“Una de las bromas más típicas que me hacen entre los compañeros tanto policías como gente que me conoce es esa (detenciones). Es un tema jocoso que me suelen repitir con frecuencia, pero en la cancha las profesiones no se mezclan, aunque tengan alguna similitud”.

A pesar de que el referí tiene claro que no puede arrestar a nadie en la cancha, sí comentó que en su antigua labor como policía se complementa muy bien con su faceta como árbitro.

“Son profesiones que comparten un fin en común, a veces mediar entre partes que no están de acuerdo. Yo siento que son dos áreas que sí se pueden complementar y a la larga buscan lo mismo, repartir justicia y promover el orden”, comentó.

Reconoce que cuando se ha jalado una torta o comete un error en un juego, sus compañeros no se andan mucho por las ramas y se los recuerdan para que mejore, ya que lo apoyan bastante.

“En algunas ocasiones me preguntan: ‘¿Pero por qué pitaste eso?', pero es parte de ser árbitro. A mí desde familiares hasta exjefes muy futboleros me han hecho reclamos”, destacó.

Poco a poco Rodríguez se ha dado a conocer como referí y ya han reconocido su labor, la cual le ayudará mucho para pulsear su próximo objetivo, conseguir el gafete FIFA y convertirse en árbitro internacional.