Sergio Alvarado.31 mayo
Ariel Rodríguez salió una vez más con los brazos en alto del Morera Soto. Fotografía : John Durán
Ariel Rodríguez salió una vez más con los brazos en alto del Morera Soto. Fotografía : John Durán

En la suma de goles, el Clausura 2020 ha sido un torneo difícil para el morado Ariel Rodríguez en el Saprissa, ya que desde su regreso al Monstruo, tan solo sumaba dos pepinos, pero este domingo despertó y salió con doblete del Morera Soto en el clásico.

El ariete apareció para los morados en el partido más importante del torneo y silenció las críticas que han caído sobre él por su escasez goleadora.

“Aunque íbamos perdiendo dos a cero nunca dimos por perdido el partido, feliz por los goles, pero acá se trata de seguir por la misma vía, esforzándonos siempre", destacó Ariel.

Antes del duelo ante los erizos, Rodríguez solo había anotado ante San Carlos y Jicaral, por lo que espera que su primer doblete del torneo sirva para sumar más anotaciones.

Los goles que clavó este domingo fueron típicos de un nueve, cerrando un centro al corazón del área en el que estiró la pierna izquierda y luego aprovechando un rebote que dejó el arquero Leonel Moreira.

"Gol es gol de cualquier manera, siempre se disfruta igual, agradecido con los compañeros porque siempre me han ayudado.

“Vamos a trabajar para estar de titulares siempre, es bonito agarrar el ritmo que uno quiere cuando viene el momento más importante del torneo”, explicó.

Anotar en el Morera Soto al León, es un detalle que le trae buenos recuerdos a Ariel, ya que un pepino suyo selló el campeonato morado en este estadio en diciembre del 2015.

“Siempre me he caracterizado por ser un nueve, pero estoy tranquilo en la parte que me pongan a jugar, sea por el costado o el centro", finalizó Rodríguez.