Sergio Alvarado.7 marzo
Su perfil de Instagram es seguido por 1.2 millones de personas que le muestran su constante admiración. Foto: Instagram
Su perfil de Instagram es seguido por 1.2 millones de personas que le muestran su constante admiración. Foto: Instagram

Hablar hoy de Deyna Castellanos es hablar de una de las figuras más importantes del fútbol femenino mundial, la chica venezolana de 19 años ha roto con todos los moldes y es admirada tanto por su enorme talento como por su belleza, combinación que le generó una gran ola de fanáticos.

Talentosa, guapa, simpática, exitosa, pero sobre todo una chica como cualquier otra que lo que hace es luchar por sus sueños convierten a Deyna, a pesar de su juventud, en una referente del deporte internacional, en la que además los escándalos le van de largo.

Deyna es de las figuras más importantes del equipo de la Universidad de Florida State en los Estados Unidos. Foto: Instagram
Deyna es de las figuras más importantes del equipo de la Universidad de Florida State en los Estados Unidos. Foto: Instagram

Con 1.2 millones de seguidores en su cuenta de Instagram, la guapa delantera juega para la universidad de Florida State en el fútbol universitario gringo en el que es compañera de la costarricense Gloriana Villalobos, a quienes une una muy fuerte amistad, como lo muestran en sus redes.

La chama incluso vino a pasear a Tiquicia con Gloriana, país al que muchas veces ha piropeado y hasta se la escuchado soltar por ahí un mae, tuanis o un pura vida. Casualmente en Costa Rica disputó su primera copa del mundo a nivel sub-17 en el 2014, donde su país fue cuarto lugar.

Deyna Castillanos y Gloriana Villalobos son además de grandes deportistas, muy buenas amigas. Foto: Facebook
Deyna Castillanos y Gloriana Villalobos son además de grandes deportistas, muy buenas amigas. Foto: Facebook

En el torneo en el país, Deyna se llevó el balón de bronce el y mejor gol del torneo, luego jugó otro mundial sub-17 en Jordania en el 2016 con lo que se convirtió en la goleadora histórica de la competición con 11 pepinos.

Desde que tiene 15 años, Deyna se metió a la selección mayor femenina de la Vinotinto y se convirtió en una de sus referentes, lo que también le ha valido ser una embajadora del fútbol para la FIFA en el Mundial de Rusia 2018.

Otro atributo por el que la chama se gana muchos piropos es por tener un cuerpazo de infarto. Foto: Instagram.
Otro atributo por el que la chama se gana muchos piropos es por tener un cuerpazo de infarto. Foto: Instagram.

“Es una jugadora diferente que ha sido capaz de revolucionar el fútbol femenino. Y la FIFA ha querido que una de las futbolistas más mediáticas sea su embajadora en el próximo Mundial de Rusia. La cita futbolística más importante del planeta tendrá también protagonismo femenino”, comentó una nota del diario español As sobre Castellanos previo a Rusia 2018.

En el 2017 Deyna fue nominada por la FIFA al premio The Best, sin haber jugado en un equipo profesional, lo que generó mucha polémica.

La jugadora fue embajadora del fútbol femenino en el Mundial de Rusia 2018 donde compartió con grandes figuras como Iker Casillas y Carles Puyol. Foto: Facebook.
La jugadora fue embajadora del fútbol femenino en el Mundial de Rusia 2018 donde compartió con grandes figuras como Iker Casillas y Carles Puyol. Foto: Facebook.

Ese mismo año también fue nominada para el premio Puskas al mejor gol por un tanto desde el centro del campo. No ganó ninguno de los dos premios, pero pudo conocer a su ídolo, Cristiano Ronaldo, y codearse con Messi o Neymar.

El talento de Deyna también es reconocido por futbolistas profesionales históricos como Juan Arango, gloria del balompié venezolano, quien afirma que lo que hace “la chama” no lo hace cualquiera.

En las playas de la Florida no cabe duda que las chicas saben muy bien cómo divertirse. Foto: Instagram
En las playas de la Florida no cabe duda que las chicas saben muy bien cómo divertirse. Foto: Instagram

“Es impresionante ver a una niña de su edad jugar con tanta habilidad y potencia, pegarle a la pelota con ambas piernas y tener tanta explosión de velocidad. No hay muchos jugadores que puedan anotar los goles que ella hace, y estoy hablando tanto de hombres como de mujeres”, indicó.

Mientras sigue deleitando al mundo con su fútbol, Deyna se prepara para ser periodista deportiva en el futuro, rama en la que, con su carisma, conocimiento y conexiones es muy probable que también la veámonos triunfando en unos años.