Andrés Mora.30 octubre, 2019

La difícil situación que vivió Maykell McDonald, hermano del delantero manudo Jonathan McDonald, en un partido de ligas menores fue llevado a la Corte Interamericana de Derechos Humanos por el diputado David Gourzong.

El pequeño jugador recibió insultos por parte de papás del Deportivo Saprissa en setiembre, cuando se jugó el clásico en la categoría U-10.

Gourzong está molesto por la débil reacción de las autoridades. Fotos Melissa Fernández
Gourzong está molesto por la débil reacción de las autoridades. Fotos Melissa Fernández

Gourzong, que representa a la provincia de Limón por el partido Liberación Nacional, salió en defensa del chamaco de 10 años que fue insultado; quiere que apliquen la ley tal y como está escrita y aprobada desde el año 2013.

El legislador mandó una carta a la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para que meta mano y se empiece a actuar como se debe. También mandó copia al Ministerio de Seguridad Pública e Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder).

“No es solamente por esos insultos. En el país se vienen dando desde hace mucho tiempo manifestaciones de discriminación por racismo en contra de grupos indígenas, afrodescendientes, hacia minorías y hasta contra grupos religiosos. Y existe legislación para que las autoridades pueda proceder, la ley 9145 es clara”, señaló el diputado.

“En que el Poder Ejecutivo no han instaurado una comisión que comanda el Ministerio de Seguridad Pública para procurar una relación más armoniosa entre los ciudadanos de la República”, agregó.

El dipu habla específicamente del artículo 20 de esa ley que dice: “Quien tres horas antes, durante y tres horas después de un evento deportivo manifestara, por cualquier medio, o profiriera insultos racistas o que constituyan cualquier otra forma de discriminación contraria a la dignidad humana o que inciten al odio y la violencia contra otros seres humanos, se le impedirá el ingreso o la permanencia en el recinto deportivo y será sancionado con la prohibición de concurrir a eventos deportivos hasta por cuatro años, sin perjuicio de la responsabilidad penal en que pudiera incurrir”.

“La sanción de prohibición de concurrencia podrá ser reducida, hasta en la mitad, cuando se acceda voluntariamente a realizar cursos-talleres de educación para la paz y la no violencia en recintos deportivos y se obtenga su aprobación”, se amplía en el artículo 21.

Jonathan junto a su hija Emelyn, su esposa Andrea, su papá don Jasper y su hermano Maykell. Foto: Instagram de Jonathan McDonald
Jonathan junto a su hija Emelyn, su esposa Andrea, su papá don Jasper y su hermano Maykell. Foto: Instagram de Jonathan McDonald

El legislador quiere que el presidente, Carlos Alvarado y su gente se pongan manos a la obra en el tema.

“Yo encuentro aquí un incumplimiento de deberes de parte del Ministerio de Seguridad Pública en la no ejecución de la ley”, señaló.

Lo que también tiene molesto al diputado es que solo la señora jueza de la CIDH, Elizabeth Odio Benito, le respondió.

“Lo que me dice eso es que hay temores en reconocer lo que está sucediendo, no entiendo por qué tratar de encubrir algo que ya es hora que se corrija, que viene creciendo principalmente o más visiblemente en los eventos deportivos, donde no hay razón y no debería haber razón para que los ciudadanos cometan este tipo de injusticias y malos tratos”, indicó.

Gourzong dará una semana de tiempo a Alvarado y sus ministros para que le respondan sino acudirá a la Sala Constitucional para solicitar un revisión y acusar de incumplimiento de deberes a los funcionarios que les correspondía actuar en este tema.