Sergio Alvarado.27 marzo, 2019
Fuller demostró ante Jamaica que merece otra oportunidad con el cuadro Tricolor. Foto: Rafael Pacheco
Fuller demostró ante Jamaica que merece otra oportunidad con el cuadro Tricolor. Foto: Rafael Pacheco

Entre todas las caras nuevas que la Sele tiró a la cancha en los amistosos ante Guatemala y Jamaica, uno de los que sumó buenos puntos con el técnico Gustavo Matosas es el lateral derecho del Herediano, Keysher Fuller.

El análisis de lo hecho por el florense va más allá del pepino anotado ante los Reggae Boyz, el primero en la era del charrúa como técnico tricolor, si no por las otras funciones que cumplió y la solidez corriendo su banda, ahora no se quiere quedar solo en un buen partido, sueña jugar torneos como la Copa de Oro en julio.

En el pasado muy pocos habían demostrado solvencia en esa posición, la lista se resumía en ese puesto a Cristian Gamboa, quien tenía poca competencia y en el Mundial de Rusia se metió Ian Smith.

“Gamboa es un gran jugador y lo respeto tanto a él como a Ian, pero yo trato de hacer las cosas de la mejor manera, Dios me dio esta oportunidad y no quiero que sea algo pasajero. No sé si hoy gané muchos puntos o no, acá es solo cuestión de trabajo”, indicó el defensor.

Si bien es cierto un partido es poco para juzgar, el momento que vive Fuller en el Herediano da para pensar que es una alternativa válida.

“El profe me pidió confianza y que hiciera lo que me trajo acá, que tuviera la iniciativa para atacar, pero a la hora de tocar y defender también realizara mi labor. Me dio la oportunidad de hacer mi juego y eso es importante”, dijo el carrilero.

Fuller reconoció que el lunes le costó mucho dormir cuando le indicaron que sería titular ante Jamaica, pensó muchísimo en el partido y que no tiene palabras para explicar lo que sintió cuando vio el balón ingresar.