Franklin Arroyo.28 agosto

Herediano quiere el estadio a reventar este jueves cuando enfrente al Waterhouse de Jamaica en el partido de vuelta del la Liga de la Concacaf.

El compromiso se realizará a las 8 de la noche en el estadio Eladio Rosabal Cordero y corresponde a los octavos de final de la Liga de Campeones 2019, que clasificará a seis equipos al torneo de la Concacaf, donde ya están sembrados los clubes mexicanos y estadounidenses.

“El primer partido marca mucho, queríamos ganar, y aunque obtuvimos un resultado positivo no nos conformamos. Ahora hay que jugar con factores que está a favor nuestro”, Randall Azofeifa, Herediano.

El técnico Jafet Soto reconoció que no se pueden confiar ni un poquito de los jamaiquinos, sobre todo después del empate 1-1 de la semana pasada, por lo que saldrán con todo para sellar la clasificar a la siguiente ronda.

Esteban Alvarado le puso bonito en la práctica de este miércoles. Fotografía José Cordero
Esteban Alvarado le puso bonito en la práctica de este miércoles. Fotografía José Cordero

El haber clavado un pepinito en la mejenga de ida le da una ligera ventaja al Team, que además es el favorito para llevarse la serie, según los expertos.

“Nos enfocamos pensando en este juego como una final para sacar el boleto que necesitamos para avanzar y eso es lo que nos importa. Como es una final, vamos a cobrar mil colones para que estén (los aficionados) con nosotros y nos apoyen. La idea es sacar la tarea juntos”, explicó Soto.

Sin embargo, pese a cerrar en casa y llegar con esa ligera ventaja, Soto reconoce que será una mejenga muy complicada.

“El juego lo tomamos con seriedad y mucha responsabilidad, así lo demuestra el torneo. Ayer (martes) vimos el Motagua frente Managua y estuvo duro, complicado. Vimos a San Carlos frente al Santa Tecla y al Independiente de Panamá contra el equipo de Surinam (Robinhood) y también estuvieron duros y complicados. Me parece que el torneo está parejo”, dijo.

El entrenador rojiamarillo agregó que no está pensando en el encuentro del próximo domingo ante Saprissa, un clásico del buen fútbol que enfrentará a dos cuadros que están en el segundo y tercer lugar, lo que lo hace todavía más atractivo.

“El domingo es el domingo, así que lo pensaremos el viernes. Hemos visto y analizado varias cosas, pero estamos enfocados en esta final contra el Waterhouse”, dijo.

El técnico comentó que es fundamental que los líderes del equipo, como Randall Azofeifa, Esteban Granados, Keynner Brown les transmitan a los jugadores nuevos y a los recién incorporados la importancia de identificarse plenamente con el equipo.

“La camiseta del Herediano es pesada y es bueno que el jugador tenga esa identidad de pertenencia, por lo que esos jugadores líderes deben transmitir esa mística que ellos mismos han generado. También nos toca a nosotros, en el cuerpo técnico, pero es un liderazgo más individual, dentro del camerino”, explicó.