Sergio Alvarado.23 octubre
La Sele mayor jugó su partido contra Curazao por la Liga de Naciones en la Catedral. Fotos: Mayela López
La Sele mayor jugó su partido contra Curazao por la Liga de Naciones en la Catedral. Fotos: Mayela López

En los últimos meses el estadio Alejandro Morera Soto ha tenido más actividad de lo usual porque además de emplearse para los partidos de Alajuelense (tanto en hombres como en mujeres) otros equipos le echaron el ojo.

La Catedral fue la sede de San Carlos mientras el club norteño disputó sus partidos de octavos y cuartos de final de la Liga Concacaf, dado que el estadio Carlos Ugalde no fue avalado por la confederación para realizar juegos internacionales.

Sumado al campeón nacional, la Fedefútbol también echó mano del estuche en el Llano de Alajuela para diversos eventos, como partidos de la selección sub-17, olímpica y el cuadro mayor en categorías masculina y femenina.

Las buenas condiciones de gramilla e instalaciones, tanto en graderías como en diversos camerinos, motivaron a esas instituciones a solicitar el reducto manudo para realizar sus partidos ahí, explicó el directivo erizo Federico Calderón.

“Por las buenas relaciones de nuestro presidente (Fernando Ocampo) con otros clubes, así como con la Federación, les facilitamos las instalaciones para que puedan realizar sus juegos, en pro del fútbol nacional”, indicó el manudo.

Los fiebres sancarleños debieron viajar hasta Alajuela para ver el partido de su equipo ante el Alianza de El Salvador por la Liga Concacaf. Foto: Rafael Pacheco
Los fiebres sancarleños debieron viajar hasta Alajuela para ver el partido de su equipo ante el Alianza de El Salvador por la Liga Concacaf. Foto: Rafael Pacheco

Calderón indicó que no es que ellos anden buscando alquilar el estadio ni nada por el estilo, porque tratan de darle el menor uso a la cancha para su cuido, pero en situaciones como estas se llegaron a buenos acuerdos.

"No está significando para nosotros en realidad algún ingreso considerable, el tema de alquiler no es para nosotros un negocio, es más por una facilidad que se le brinda a los clubes y a selecciones.

“Lo que buscamos, al menos, es que los costos de hacer el evento estén cubiertos, pero no es una fuente que hemos pensado para sacar más recursos. El uso de la cancha lo tenemos bastante restringido”, explicó.

El directivo indicó que el precio que han cobrado a estos equipos es menor que el se podrían encontrar en otros lugares, al no tratarse tanto de un tema comercial, sino a una negociación que realizan con cada uno, por lo que no tienen una tarifa fija o algo por el estilo