Andrés Mora.17 junio
Henry deberá levantar el ánimo del resto del grupo. Fotografía José Cordero
Henry deberá levantar el ánimo del resto del grupo. Fotografía José Cordero

El técnico tico de Nicaragua, Henry Duarte, no tuvo una linda noche, y no solamente por la derrota (4-0) contra Costa Rica en el debut de la Copa Oro, sino también porque fue despertado en horas de la madrugada porque tres futbolistas suyos estaban enfiestados en la habitación del Hotel Radisson.

“Somos embajadores del deporte y por lo tanto no podemos permitir faltas graves cuando apenas comenzamos la competencia”, Henry Duarte.

Carlos Chavarría, Marlon López y el defensor de exCarmelita y ahora UCR, Carlos Montenegro, son los que de inmediato fueron expulsados de la concentración pinolera y la Copa Oro.

“Los expulsé, me llamaron de seguridad en la madrugada que dos jugadores estaban ingresando en otras habitaciones y fui, pedimos autorización e ingresamos y definitivamente estaban en actos que no deben ser.

"En una de las habitaciones había una mujer y en otra había mucho olor a humo y licor, no puedo decir lo de la mujer porque no vi a nadie en el acto y no lo puedo asegurar”, señaló Duarte.

Henry este mismo lunes antes de salir para el aeropuerto Juan Santamaría y enrumbarse hacia los Estados Unidos (el vuelo salía a la 1 p.m) fue a confirmar todo lo que había pasado mediante los videos de seguridad, mismos que le confirmaron la fiesta que armaron Chavarría, López y Montenegro.

Carlos (pelón) apenas y estaba en su primera convocatoria con la selección pinolera. Foto: Rafael Pacheco
Carlos (pelón) apenas y estaba en su primera convocatoria con la selección pinolera. Foto: Rafael Pacheco

“No es la primera vez, desde que llegamos a esta selección hemos tenido que lidiar con la indisciplina, de este tipo si es la primera, pero no la primera decisión por indisciplina”, confirmó Duarte.

Los jugadores tenían permiso este lunes de salir a darse una vuelta o visitar familiares después del desayuno y a las 11 a.m regresar al hotel; después de la mejenga ante la Sele la orden era que todos descansaran.

Duarte contó que los tres jugadores intentaron conversar con él después de la torta, pero él les indicó que no, que ya no tenía nada que hablar con ellos.

“Yo en la misma habitación les dije que estaban expulsados, ellos estuvieron tranquilos”, recordó.

Además, Henry habló esta mañana con el resto del grupo y les explicó lo sucedido.

La sele nica quedó golpeada, pero su técnico confía en que puedan avanzar de ronda. Fotografía José Cordero
La sele nica quedó golpeada, pero su técnico confía en que puedan avanzar de ronda. Fotografía José Cordero

“El grupo entendió y quiere unirse, los objetivos siguen intactos, ahora quedamos con 20, tres porteros y 17 jugadores, pero el objetivo sigue intacto, el resto del grupo entendió que esto no se puede permitir y que ellos hicieron mal”.

Henry todavía no sabe si algún día los volverá a convocar, dice que tendrá que analizarlo con otra gente.

“Somos un equipo que representamos a un país y a un pueblo. Somos embajadores del deporte y por lo tanto no podemos permitir faltas graves cuando apenas comenzamos la competencia. Si hay algo que ha hecho crecer nuestro fútbol es la disciplina”, indicó Duarte.

Nicaragua, al igual que Costa Rica viaja a Frisco, Texas donde el jueves será la segunda jornada del grupo.