Sergio Alvarado.14 septiembre

El cantón de Garabito, en especial el pueblo de Jacó, se ha volcado a apoyar a la Liga en este torneo de Apertura 2018, gracias a la participación de su vecino, Orlando Galo, con el cuadro rojinegro.

Galo está pasando un gran momento, continuidad y buen rendimiento. Fotos: Mayela López
Galo está pasando un gran momento, continuidad y buen rendimiento. Fotos: Mayela López

Con tan solo 18 años, Galo se adueñó de la titularidad en el equipo de Luis Diego Arnáez, quien le dio la posibilidad ante la ausencia de José Andrés Salvatierra. El cachorro aprovechó la confianza y le ha respondido al cuerpo técnico, al tiempo que tiene enamorados a sus vecinos de la costa.

“Se me abre una oportunidad y gracias a Dios el cuerpo técnico y los compañeros confían en mí para darme la responsabilidad de correr por el carril derecho”, comentó el futbolista, quien tiene grandes expectativas para este campeonato.

Rojinegros en Honduras y Estados Unidos
Alajuelense anunció este jueves que sus camisetas están a la venta en el sitio Amazon y en menos de 24 horas informó que se habían vendido el 90%, de las chemas en Honduras y Estados Unidos. Los erizos no quisieron revelar la cantidad de camisetas que pusieron a la venta.

“No tengo la posibilidad de vivir con mis padres, pero ellos desde lejos me apoyan todos los días y me llaman constantemente. También me comunico con mis amigos y las familias del pueblo. Todos me apoyan porque estoy en un equipo grande, todo el pueblo de Jacó es manudo, por lo que cuando juega la Liga todo el mundo anda vestido de rojinegro”, agregó.

Orlando dice que cuando va a su casa es increíble ver a la gente con ese escudo en el pecho.

“Me hace falta el pueblo, pero la afición me ha recibido de la mejor manera”, comentó.

Para el lateral, este es un torneo clave para mostrarse y consolidarse, ya que su objetivo es fichar con algún club extranjero y ganarse un espacio en las selecciones nacionales.

“El camerino, la dirigencia y la afición me dan el apoyo en los partidos y los entrenamientos para cumplir mis objetivos. Mi referencias eran además mis competidores José Salvatierra y Luis Sequeira quienes también me llamaban la atención por su forma de jugar”, confesó.

“Debuté un 5 de noviembre (2017) con Wílmer López como técnico, así que llevo casi un año y todo ha pasado muy rápido. Vamos paso a paso, aún estamos gateando por lo que falta mucho recorrido. La Liga tiene una cantera sensacional y por eso está sacando buenos jugadores”, dijo Galo.