Sergio Alvarado.15 abril
Jafet Soto pidió que castiguen a Jonathan McDonald por, según él, romper el reglamento. Fotografía: Juan Diego Villarreal.
Jafet Soto pidió que castiguen a Jonathan McDonald por, según él, romper el reglamento. Fotografía: Juan Diego Villarreal.

Fiel a su costumbre, Jafet Soto levantó la polémica este domingo luego del duelo en el que el Herediano derrotó 3-0 al Municipal Liberia.

El entrenador y gerente rojiamarillo indicó que si el delantero liguista Jonathan McDonald reconoció abiertamente que buscó a propósito que le sacaran una quinta tarjeta amarilla, debe ser sancionado, porque eso es ilegal, según dijo.

"Si McDonald reconoció que se sacó la quinta amarilla debe ser castigado al menos tres partidos. No es lo que dice Jafet, lo dice el reglamento", indicó Soto.

El Big Mac marcó un doblete este domingo ante la UCR. Foto: Rafael Murillo.
El Big Mac marcó un doblete este domingo ante la UCR. Foto: Rafael Murillo.

Esta tarde, luego del partido ante la UCR, tanto el delantero como el técnico erizo, Nicolás Dos Santos, reconocieron que buscaron que le sacaran otra pálida para purgar el partido este miércoles ante Carmelita, en la jornada 22 y llegar limpio a la cuadrangular.

"McDonald se tendrá que perder mínimo tres partidos. El Comité Disciplinario tiene que ponerse manos a la obra”, tiró Jafet.

Soto no indicó en qué en parte del reglamento estaría dicha indicación, solamente dijo que ahí estaba, lo que generó polémica por pedir un castigo contra el atacante.

¿Castigo económico?

En el Torneo de Invierno 2011, los liguistas Pablo Gabas, Giancarlo González y Marcelo Sarvas fueron sancionados económicamente por reconocer abiertamente que buscaron la quinta tarjeta amarilla.

"Esa situación está considerada falta al juego limpio, al Fair Play. Está en el reglamento de Unafut”, dijo Jorge Ortega, quien entonces era presidente de la Unafut al periódico La Nación en la edición del 25 de octubre del 2011.

El jerarca explicó en esa oportunidad que la sanción que se puede aplicar es solo económica, no obstante, el proceso debe pasar por una investigación previa del Tribunal Disciplinario, la cual debe ser solicitada por el propio Consejo Director.

Específicamente, el artículo al cual se refirió el dirigente fue el 21.

De forma textual, dice: “Cuando la falta sea en contra de las reglas del Fair Play, de acuerdo con las estipulaciones de la FIFA, se impondrá además una multa de ¢50.000 al que con su conducta las viole".

En el 2010 se registró una situación similar en la Champions League, cuando los futbolistas del Real Madrid Sergio Ramos y Xabi Alonso propiciaron una amarilla.

"En esa oportunidad se multó al club merengue, a los jugadores involucrados e incluso al técnico José Mourinho por dar la orden", indicó en aquel momento la publicación.

Actualmente el Tribunal Disciplinario ya no es un ente suscrito a la Unafut, sino a la Federación Costarricense de Fútbol, por lo que serían ellos los que deban aclarar el caso.