Diario Marca.27 marzo

Pese a la tensión que existe en el mundo deportivo debido al coronavirus, la esperanza nunca muere y así quedó demostrado con una noticia que llega desde Holanda.

Abdelhak lleva un proceso lento de recuperación en su casa. Foto: Goal.com
Abdelhak lleva un proceso lento de recuperación en su casa. Foto: Goal.com

El jugador marroquí Abdelhak Nouri, que había sufrido un daño cerebral en el 2017, logró despertar del coma inducido al que había sido sometido.

Sus familiares dieron a conocer el estado de salud del futbolista del Ajax, aunque informaron que aún se encuentra delicado.

“Está despierto. Come, estornuda... en un día bueno puede comunicarse mediante movimientos de ceja o sonrisas. Sigue dependiendo del todo de nosotros. No se levanta de la cama, pero es una alegría volver a tenerle”, indicaron sus familiares.

En total fueron dos años, nueve meses y 17 días en los que Nouri estuvo siendo atendido. Afortunadamente este día su familia pudo ver la luz al tenerlo de regreso.

Emoción total

El Ajax sufrió un duro golpe el 8 de julio de 2017.

Abdelhak Nouri, uno de sus canteranos más prometedores, colapsó durante un partido amistoso contra el Werder Bremen.

Fue un golpe bastante duro para todo el Ajax. Foto: Goal.com
Fue un golpe bastante duro para todo el Ajax. Foto: Goal.com

Días más tarde se dio a conocer que ‘Appie’, que venía de ser elegido ‘MVP’ de la Eerste divisie (Segunda), sufría “daños cerebrales serios y permanentes”.

“Ya no está en coma. Está en casa. Duerme, come y eructa. Es posible tener una cierta comunicación con él. También vemos fútbol juntos y reacciona. Tenemos que cuidarlo lo mejor que podamos”, añade su padre Mohammed.

Uno de los momentos más entrañables llegó con las confesiones de Frenkie de Jong.

El ahora jugador del Barcelona asegura que llegó al Ajax gracias a Nouri.

Su excompañero fue, de hecho, uno de los primeros en saber que dejaría Ámsterdam para jalar al Camp Nou.

“Me senté con él y su madre entró. Luego le preguntó: 'Appie, ¿dónde debe ir Frenkie? ¿Al Barcelona? Tan pronto como ella dijo eso, su ceja se alzó. Fue un momento especial”.