Por: Andrés Mora.  13 marzo

En el Deportivo Saprissa están trabajando fuerte de cara al duelo ante el Herediano, este domingo a las 11 de la mañana, en el que deberán defender su liderato.

El portero tiene entre ceja y ceja mantener su marco en cero. Fotografía José Cordero
El portero tiene entre ceja y ceja mantener su marco en cero. Fotografía José Cordero

“La semana larga nos da más tiempo de recuperación y para trabajar algunos aspectos técnicos, obviamente sabemos lo importante del partido, es por el liderato, una final. Nosotros también tenemos memoria, el partido de la vuelta pasada nos ganaron en su casa y ahora los tenemos en nuestra casa, son un equipo que puede ir más al ataque y esperamos que sea un gran partido, haremos lo más posible para hacer respetar la casa”, comentó el portero Kevin Briceño.

El arquero asegura que tendrán bien pelados los ojos porque los rojiamarillos tienen jugadores peligros y están son sed de victoria ya que vienen de una derrota (2-1) ante Grecia.

“Si quieren puntuar de tres que esperen otro partido, nosotros en casa nos vamos a hacer fuertes”, dijo convencido Briceño.

El portero asumió la titularidad en el Monstruo después de la lesión de Aáron Cruz, quien era el estelar desde el inicio del torneo.

“Me toca otra vez la oportunidad, las cosas han salido bien, me plantee tener una buena racha sin recibir gol, ahora queda cuidarse porque la competencia está fuerte, el que parpadea pierde, uno tiene que aprovechar la oportunidad para mantenerse jugando”, señaló el portero saprissista.