Sergio Alvarado.20 febrero
Carlos Villegas se jaló el golazo de la tarde este sábado Foto. Prensa: Limón FC
Carlos Villegas se jaló el golazo de la tarde este sábado Foto. Prensa: Limón FC

Desde hace dos años Limón tiene un hijo que cada vez que se lo topa le salva la tanda para puntuar de cualquier manera, dado que siempre le saca algo a su vecino el Santos, a quien esta vez se apeó 3-2.

En esta ocasión La Tromba era último en el Clausura 2021, arrastrando la cobija en un torneo en el que solo había ganado una vez, pero por dicha para ellos le tienen la pata encima a los guapileños.

La última vez que los rojiblancos derrotaron a la Tromba fue el 2 de marzo del 2019 con un marcador de 4-2, después de eso han pasado seis partidos en los que no se la han visto.

Ni siquiera el hecho de que Limón juega de local en el Ebal Rodríguez de Guápiles ha balanceado las cosas a favor de los santistas. De hecho, este sábado según lo administrativo, la Tromba era “casa”.

El triunfo limonense le dio un golpe a la tabla de posiciones, porque le permitió a los verdiblancos salir del sótano y dejar por detrás a Cartaginés y Pérez Zeledón.

Además fue un palazo para el Santos, porque una victoria lo hubiera colocado en el segundo lugar, obligando al Saprissa a ganarle al Herediano para recuperar esa plaza.

Cuando un equipo anda de malas como lo está la Tromba, siempre dicen que las victorias son necesarias para levantar el ánimo, por eso desde un inicio Limón salió inyectado a jugar, como si tuviera muy presente que este era un partido ganable.

Limón se acostumbró a celebrar ante el Santos. Prensa: Limón FC
Limón se acostumbró a celebrar ante el Santos. Prensa: Limón FC

La mejenga fue muy movida, principalmente el primer tiempo, en el que rapidito aparecieron la opciones en ambos marcos y se abrió el marcador pronto.

Apenas llevaban trece minutos cuando Pablo Arboine derribó entrando al área a Yuaicell Wright con una barrida por detrás, jugada que el árbitro Keylor Herrera no dudo en señalar como penal.

Dos minutos Luis Pérez cambió la pena máxima por gol, remató al palo derecho de Douglas Forvis, quien aunque adivinó el lado, no pudo sacar el remate.

La jugada vino precedida de polémica porque en un falta que pitó Herrera en la media cancha, Limón la jugó sin estar detenido el balón, lo que debió anular el avance que acabó en el penal.

Apenas pasaron cuatro minutos desde que se abrió el marcador, cuando Santos igualó con un jugadón del cubano Luis Paradela, quien se metió entre la zaga de la Tromba, se llevó a Roy Smith a pura fuerza y sacó un potente remate que Esteban Alvarado rechazó al centro.

Allí apareció Javon East para tomar el rebote y mandarla al fondo sin bronca a los 19.

La alegría del empate también le duró poco a la “visita” porque Wright de nuevo tomó el balón fuera del área, se sacó dos marcas, recortó hacia adentro y de derecha la mandó al primer palo de Forvis al 28. Golazo para poner el 2-0.

Otro golpe que sufrió el Santos fue la lesión de Paradela, quien por un tirón debió salir de cambió al 38 por Jossimar Méndez.

Limón fue altamente efectivo en el primer tiempo, los tres remates que hizo a marco, terminaron adentro, luego que a los 45 Carlos Villegas se hizo el mejor pepino de la mejenga.

El exjugador del Saprissa tomó la pecosa afuera del área, se metió entre Roy Miller y Douglas López con un amague y soltó un derechazo con borde externo para cruzar la chocobola de palo, un golazo.

A Santos no le alcanzó

Cuando arrancó el segundo tiempo, daba la impresión que Limón estaba más cerca del cuarto que Santos del descuento, pero la Tromba falló las opciones que tuvo y empezó a sufrir.

Javon East es el nuevo goleador del torneo con seis pepinos. Fotografía: Santos.
Javon East es el nuevo goleador del torneo con seis pepinos. Fotografía: Santos.

A los 76 Roy Smith se fue expulsado por una barrida muy fea sobre Jossimar, roja bien ganada, lo que le permitió crecer mucho a los “visitantes” y acabar metiendo al rival atrás.

Cuatro minutos después cayó el descuento, luego de un centro desde la izquierda de Bryan López que atravesó toda el área y Javon cerró poniendo el pie para conseguir su sexto tanto del torneo.

A la siguiente jugada Jossimar Méndez la pegó en el vertical derecho a los 85, el empate sonaba fuerte pero al final no hubo cómo, Limón una vez más se salió con la suya frente a “su hijo”.