Yenci Aguilar Arroyo, Franklin Arroyo.22 octubre
El Cibao salió de República Dominicana el martes anterior, para jugar su primer partido de la Liga de Campeones de Concacaf. Facebook.
El Cibao salió de República Dominicana el martes anterior, para jugar su primer partido de la Liga de Campeones de Concacaf. Facebook.

Por querer hacer una gracia hicieron un sapo.

Con la intención de visitar y pasarle bolados de la Liga al equipo Cibao, de República Dominicana, el exfutbolista Víctor Mambo Núñez, asistente de Herediano y el jugador Jostin Daly, del Sporting, incurrieron en una serie de violaciones del protocolo que están en análisis por el Ministerio de Salud.

El Cibao Fútbol Club, equipo al que se enfrentará Alajuelense este jueves por la ronda preliminar de la Liga Concacaf metió las de andar al romper el protocolo sanitario para la realización de partidos internacionales recibiendo a Núñez y Daly en el hotel donde se hospedan, ambos pertenecieron al club dominicano en el 2018.

El primer error en que incurren los costarricenses fue el rompimiento de su burbuja social y la de los respectivos equipos, que por cierto, son dos de los que no han presentado casos positivos de covid-19 en la primera división.

Después, con su visita, los jugadores hicieron incurrir en una falta al Cibao porque el protocolo del Ministerio de Salud dice que no pueden recibir visitas de nadie externo al equipo.

El lineamiento general para la realización de eventos futbolísticos internacionales en el marco de la alerta por covid-19, elaborado por el Ministerio de Salud el 6 de octubre señala, en el apartado “Contenido técnico / requisitos técnicos”, dice que los equipos no deben recibir visitas que no sean de la delegación.

“No se permiten visitas a las habitaciones de personas externas a las delegaciones”, indica el documento en el punto 5.3, titulado “Hospedaje de las delegaciones”.

Y todo por pasar información del Alajuelense a sus excompañeros.

Según el protocolo, el equipo dominicano debe ir de los entrenamientos al hotel y a las habitaciones, sin contacto con nadie.

Los personeros del hotel deben estar enterados de los lineamientos, pero no sabemos si falló en algún punto la comunicación entre el Ministerio de Salud, la Concacaf, y el equipo o si fue una normativa que dejaron pasar por alto.

Este miércoles, La Teja llamó a Jafet Soto y a Rándall Row, gerentes deportivos y técnicos de Herediano y Sporting respectivamente, Soto no contestó y dejó en visto (doble check azul) el mensaje que le mandamos.

“No tengo mucha información y prefiero no opinar del tema hasta que tenga más detalles”, dijo Row.

La Unafut ha insistido en que debe haber una responsabilidad y un compromiso de jugadores y cuerpo técnico para cumplir los protocolos y mantener las burbujas sociales.

También llamamos a Julián Solano, presidente del Comité Director de la Unafut, pero no contestó.

“Le entregamos a la encargada de prensa un chip para que pudiera hacer llamadas en el país y conversamos con algunos jugadores y cuerpo técnico”. Jostin Daly, delantero.

En una entrevista con La Teja, Daly, delantero del Sporting FC, comentó que él y Mambo se acercaron al hotel para hacerle un favor a la encargada de prensa del equipo y de paso, conversar rápidamente con los jugadores y cuerpo técnico.

“Acudimos con todos los cuidados, fue una visita muy rápida, ya que fuimos de noche y no podíamos quedarnos por el tema de la restricción. Le entregamos a la encargada de prensa un chip para que pudiera hacer llamadas en el país y conversamos con algunos jugadores y cuerpo técnico. Estuvimos ahí como 15 minutos”, expresó.

El atacante manifestó que del cien por ciento de la planilla con la que jugó, solo quedan tres jugadores y dos fueron los que vinieron al país. No conoce al nuevo plantel, ni el desempeño del equipo, pero sí sabe que han jugado pocas fechas y van de primeros en su grupo en el torneo dominicano.

“La visita fue amena, conocíamos a la gente de prensa, al gerente general, al asistente técnico y nos recibieron muy bien. Nos preguntaron sobre la Liga, es un equipo al que han estudiado mucho. Saben sobre los partidos que han ganado y hasta se enteraron de los casos de covid-19 que hubo en el equipo”, expresó el delantero.

El jugador desconocía que en el país hay un lineamiento que prohíbe las visitas a los equipos internacionales y reconoció que no lo hicieron de forma irresponsable.

Víctor Núñez trató de tapar la torta y dijo que no hablaron con nadie.

“Casi no estuvimos con ellos, fuimos a dejar una tarjeta y nada más. No duramos mucho. Jamás sabíamos que era un problema ni vimos a los jugadores, nada más entregamos la tarjeta”, aseguró.

La Liga realizó su último entrenamiento, previo al partido. Cortesía.
La Liga realizó su último entrenamiento, previo al partido. Cortesía.
Violación al protocolo

El ministro de Deportes, Hernán Solano, manifestó que evidentemente hay un incumplimiento a los lineamientos.

“Ya no es un protocolo, es un lineamiento, un documento con una validez importante y considero que el tema tiene que ser elevado al Ministerio de Salud por el incumplimiento y como ministro pediré una explicación a la organización internacional, a la Fedefútbol y a Unafut”, expresó.

Este miércoles, los dominicanos reconocieron la cancha del Alajuelense. Twitter LDA.
Este miércoles, los dominicanos reconocieron la cancha del Alajuelense. Twitter LDA.

Solano agregó que al Ministerio del Deporte no le corresponde establecer sanciones ni llamadas de atención, eso es tarea del Ministerio de Salud, por el tema de disposiciones sanitarias.

“Veremos el tema porque se supone que cada organización adquiere un compromiso para cumplir las disposiciones, no se necesita que haya alguien vigilando para que se cumpla.

"Es un compromiso que debemos tener todos, para poder convivir con el covid-19 y hacer las actividades. Si se incumplen, es muy complicado que podamos salir bien, que se nos permitan las actividades y el que podamos cumplir para que las actividades se autoricen. Hay una responsabilidad de la organización, que debe conocer las reglas del juego”, añadió.

El doctor Willy Gálvez, quien forma parte de la Comisión Técnica Asesora del Ministro del Deporte y participó en la elaboración del documento, señaló que lo que hizo el equipo dominicano es una violación a las reglas establecidas para la práctica del fútbol profesional en el país.

“El Ministerio de Salud hizo un documento muy estricto con respecto al respeto de las burbujas. Ellos determinarán si hay sanciones, de qué tipo y cómo se procede en este caso”, señaló.

Gálvez comentó que el lineamiento es un documento con validez legal y por ello, cada uno de los puntos estipulados en el documento son de acatamiento obligatorio.

“El departamento médico de cada equipo tiene que estar al tanto, para que se le puedan informar a los jugadores y dependiendo del accionar de sus jugadores, tomará las medidas correspondientes sobre las personas que incumplieron el protocolo”, afirmó.

La Teja también consultó al Ministerio de Salud sobre lo ocurrido y el departamento de prensa informó que “se remitirá al área respectiva para análisis”.