Andrés Mora.2 octubre

Dicen por ahí que, en asuntos de edad, los cuarenta son los nuevos treinta.

El entrenador de la Sele, Ronald González, tiene 49 años, o sea, perfectamente podemos decir que es un treintón. Y eso posiblemente le encante al “profe” porque parece tener un romance con el 30 (un numerito con el que tiene bronca un equipo de fútbol).

Así de alegre se puso Ronald cuando le recordamos todos sus 30. Foto: Rafael Pacheco
Así de alegre se puso Ronald cuando le recordamos todos sus 30. Foto: Rafael Pacheco

El nombramiento de Ronítal al frente de la Sele se dio este 30 de setiembre, una fecha que sin duda recordará de por vida. Él hasta dijo que setiembre podría pasar a ser su mes favorito, aunque no es el de su cumpleaños.

El exjugador tiene razones de sobra para amar el 30.

Según datos del periodista Luis Enrique Bolaños, el 30 de setiembre del 2009 consiguió su primera victoria en la Copa del Mundo de Egipto, en la cual llevó al cuadro tricolor hasta las semifinales y se dejó el cuarto lugar. Es la mejor participación de una selección tica en mundiales.

Es triunfo del que hablamos fue, casualmente, de por 3-0 sobre Australia.

Fue Ronald quien dirigió a Saprissa cuando el equipo morado consiguió su campeonato 30, en el verano del 2014, enfrentando nada menos que a Alajuelense. Es decir, le supo más dulce ganarlo frente al León, que sigue aruñando ese estrella.

Ahora, ya sabemos que la vida da a beber también tragos amargos y hay un 30 que a Ronítal de fijo le hace poca gracia: el 30 de setiembre del 2014 lo despidieron del Monstruo.

Este martes 1 de octubre significará más para él porque se dio su presentación como seleccionador titular, después de tres interinatos, y es que un día como este martes –pero en el 2006– se retiró del fútbol con un partido de homenaje.

“Los interinatos los hice con profesionalismo, con voluntad y aprendí mucho, fue una inversión para mi carrera.”, Ronald González.

En aquella mejenga del adió, el ahora entrenador nacional jugó con el Uruguay de Coronado de 1987, equipo que lo vio nacer como futbolista, y en en el segundo tiempo vistió la chema de los mundialistas de Italia 90 y amigos.

Y hay un 30 más en esta historia...

Los manudos más optimistas creen que tanta treintena es un augurio de algo bueno para ellos. Cuando dicen eso están pensando, por supuesto, en la ansiada 30, esa que se les niega desde hace casi seis años.

Final entre Saprissa y la Liga. Los morados ganaron la 30 con Ronald como entrenador.
Final entre Saprissa y la Liga. Los morados ganaron la 30 con Ronald como entrenador.

“Me interesaron mucho esos datos, ¿qué fue lo que pasó hace años conmigo?", preguntó Rónald cuando La Teja le consultó sobre esas coincidencias entre el 30 y algunas facetas de su vida.

“La verdad que no tenía conocimiento alguno (de las casualidades). Lo que sí tenía bien claro es que hace diez años estuvimos en Egipto. Estábamos allá para el Mundial, estaba don Carlos (Watson) inicialmente en el campamento y luego se tuvo que ir, son circunstancias de la vida”.

“No tengo ninguna explicación para eso, nada más estoy disfrutando este momento. Estoy feliz, agradecido”, agregó.

Un momentazo vivió Ronald en el mundial de Egipto. EFE/ALI HAIDER
Un momentazo vivió Ronald en el mundial de Egipto. EFE/ALI HAIDER

Rónald debe hacer su primera convocatoria lo antes posible ya que el primer duelo ante los haitianos será el jueves 10 de octubre, a las 7 p. m., en el estadio Sylvio Cator.

Se armó bonito

Ronald habló este martes con la prensa.

–¿Cuándo inicia labores y quiénes lo acompañarán?

El trabajo empezó anoche (lunes) y esta mañana, hicimos una prelista (de jugadores) y tenemos tiempo para armar la logística del viaje. Estamos corriendo con la logística, emisión de boletos y tentativa de convocatoria. Conmigo estarán como asistente Mauricio Solís, de preparador Erick Sánchez, (Luis Gabelo) Conejo y el asistente dos es Douglas Sequeira.

–¿Toma el nombramiento como una revancha después de tres interinatos?

Revancha tal vez no sea la palabra, sino como un premio, como algo que todos los técnicos añoramos. Los interinatos los hice con profesionalismo, con voluntad y aprendí mucho, fue una inversión para mi carrera.

–¿Por qué cree que ahora sí le dieron chance como titular?

Me contrataron para seis partidos y luego las decisiones tomadas no tienen que ver conmigo. En esta oportunidad ya no quería ser interino y así se lo dije a la Comisión Ténica: si pensaban en mí tenía que ser como titular y eso se decidió. Pero lo que pasó atrás, como dije, fue una gran inversión, esos seis partidos y las veces del interinato son parte de la experiencia.

Se puso la chema de la Sele. Foto: Rafael Pacheco
Se puso la chema de la Sele. Foto: Rafael Pacheco

–¿Cambiará mucho el juego de la Sele?

Eso todavía no lo hemos analizado profundamente, tenemos un estilo que queremos mantener y depurar por medio de los jugadores que convoquemos. Falta una semana y hay partidos, pero la característica la vamos a intentar mantener, atacando, defendernos cuando sea necesario.

–¿Qué va a pasar con Bryan Ruiz, que sigue sin jugar?

Voy a hablar con él, ya analizamos su tema y voy a conversar con él primero y vamos a tomar una decisión. Ya mi posición está y no lo puedo informar ahorita, pero para el fin de semana nos vamos a dar cuenta. Lo ideal es que todos los convocados tengan participación y analizar caso por caso.

–¿Será posible recuperar el tiempo perdido con Gustavo Matosas?

Lo que tenemos que hacer es trabajar inmediatamente para reparar lo que no se pudo terminar bien, pero hubo una inversión en partidos que nadie se los saca de las piernas a los jugadores.

Tenemos una generación bastante interesante, con velocidad, (jugadores) habilidosos. Mantenemos jugadores de procesos anteriores que nos pueden aportar, intentaremos hacer ese cambio, hay que irlo dando paulatinamente. No es todos los jóvenes o todos los veteranos al mismo tiempo, se puede hacer un buen híbrido.