Luis Quirós.27 junio

El conjunto de la U-Universitarios decidió sacar la uñas, ya que le solicitó a la Unafut que se congele el descenso y que se le quite la licencia del Municipal Grecia.

Juan Carlos Garita y Universitarios siguen luchando para evitar que la U tenga que jugar la próxima temporada en la Liga de Ascenso. Fotografía: Esteban Valverde.
Juan Carlos Garita y Universitarios siguen luchando para evitar que la U tenga que jugar la próxima temporada en la Liga de Ascenso. Fotografía: Esteban Valverde.

La acción está encabezada por el presidente de los celestes, Juan Carlos Garita y respaldada con el brete legal de Rogelio Fernández, quienes señalan que lo realizado por Grecia y Club Sport Herediano es ilegal.

Para la dirigencia académica, a Grecia no se le deberían sumar los puntos que consiguió en el presente torneo, lo cual impediría que la U fuera el equipo descendido a la segunda división.

Fernández mantiene la idea de que Grecia fue mal habilitado desde el pasado mes de febrero, por lo que todo lo generado a partir de ese momento es ilegal, sobre todo en el tema futbolístico.

Partiendo de todos estos puntos los universitarios le piden a la Unafut, mediante dos recursos, que no se pronuncien de manera oficial con respecto a cuál es el equipo descendido hasta que sus recursos sean revisados de forma oficial y se tenga claro todo el panorama.

En la acera del Municipal Grecia, la gerente Peggy Guillén señala que lo de su club ya fue revisado.

“Semanas atrás el Comité de Licencias revisó lo del Municipal Grecia y todo quedó claro, tengo entendido que lo presentado por la U no son ellos directamente, sino una empresa cercana a ese equipo, pero con nuestra institución todo está en regla”, manifestó Guillén.