Sergio Alvarado.13 enero
Vladimir indicó que el empate fue más que nada circunstancial porque ellos dominaron el juego de manera general. Foto: John Durán.
Vladimir indicó que el empate fue más que nada circunstancial porque ellos dominaron el juego de manera general. Foto: John Durán.

El presente de Vladimir Quesada en el banquillo morado es durísimo, ya que los aficionados morados piden a gritos que se vaya.

El problema es que a Vladi tampoco le ayuda su discurso ni algunas decisiones que toma durante las mejengas.

A pesar de tanta voladera, Vladi se mantiene con el carácter de siempre y destaca más bien las cosas buenas del equipo, a pesar de que miles de morados lo viven criticando.

“Quisiera hacer un gran reconocimiento a nuestra afición, fue increíble ver el marco en esta tarde. La afición morada está acostumbrada a ganar campeonatos y esperaba menos afluencia de público, pero volvimos a demostrar el porqué tenemos a la afición más grande del país. El apoyo de la gente se siente en el campo y eso nos ayudó a rescatar al menos un punto”, indicó.

A diferencia de lo que piensa mucha gente, el técnico defendió que su equipo jugó bien, que dominó todo el partido y que siempre llevó el control, incluso cuando perdían 2-0.

“No regalamos ningún tiempo, si ve la estadística la posesión del balón fue nuestra y tuvimos la mayor cantidad de opciones, Limón hizo cinco remates, tres a la gradería en el segundo tiempo y dos que nos anotaron. Nosotros no regalamos nada en ningún momento, Saprissa jugó un buen partido”, destacó.

Quesada justificó que jugadores como Mariano Torres y Cristian Bolaños no entraron de titulares porque a uno se le atrasó un vuelo cuando venía del extranjero y Bolaños estuvo lesionado como semana y media.

Los morados salieron con el rabo entre las piernas al finalizar el primer tiempo. Fotografía: John Durán
Los morados salieron con el rabo entre las piernas al finalizar el primer tiempo. Fotografía: John Durán

“Ustedes (prensa) solo ven una cara de la situación, Mariano y Bolaños apenas empezaron a entrenar desde el jueves por diferentes motivos. Sería muy ingrato que jugadores que tuvieron al menos ocho entrenamientos no se les respete la posibilidad de jugar, sería un mal mensaje que le mandaría al equipo”, explicó.

El tema de los jóvenes fue uno de los principales en las preguntas de los periodistas este domingo, ya que los comunicadores desean saber qué opción tendrán en este torneo, si contarán con más oportunidades como el caso del anotador del gol del empate, Manfred Ugalde

“La idea es que ellos tengan minutos, la gente no se da cuenta, pero fuimos el torneo pasado el segundo equipo que alineó a más juveniles. La idea, en la medida de lo posible, es seguir con esa tónica. No podremos ser primeros porque está la exigencia de ganar siempre y después se nos cuestiona más bien porque solo usamos jóvenes, pero buscaremos darles ritmo”,

“Manfred juega de centro delantero, es el que cumplía los mejores requisitos por sus características y por eso lo incluimos, mientras que Julen (Cordero) es más en otra posición, la opción uno era Manfred”, agregó al respecto del tema el entrenador.