Erick Quirós.8 marzo
Con una mano en la pancita y otra agarrada de su esposo, Meghan Markle dio muchos mensajes. AFP.
Con una mano en la pancita y otra agarrada de su esposo, Meghan Markle dio muchos mensajes. AFP.

Las acusaciones de racismo hacia su hijo Archie, la indiferencia ante las tendencias suicidas de Meghan Markle y los pedidos de ayuda de Harry son sin duda las revelaciones que golpearon con más fuerza a la monarquía británica.

La polémica pareja dio fuertes declaraciones a la periodista estadounidense Oprah Winfrey, las cuales fueron transmitidas este domingo por la cadena CBS y las cuales están haciendo eco en todo el mundo.

Meghan aseguró que ya no quería vivir más debido la presión que atravesaban y destacó que a la familia real no le importó. También lamentó que en el palacio real estaban más “preocupados” sobre “cuán oscura” sería la piel de su primer hijo.

Ese par de bombas fueron dirigidas a la corona y dan a entender los motivos por los cuales decidieron separarse de sus obligaciones en la realeza.

Detalle a detalle.

Si hay alguien en el país que vive, se apasiona y ve con ojos diferentes el tema de la monarquía, es la experta en protocolo Christy Marín, quien estuvo muy pendiente y compartió en redes sociales algunos detalles de la histórica entrevista.

Un día después la buscamos para ampliar sus comentarios y nos aclaró que su interés por estos temas, que ocurren en el otro lado del planeta, se da porque la monarquía es la máxima autoridad en cuanto a protocolo se refiere y por eso debe de estar más que enterada. Aunque el problemón entre la pareja y la corona se las trae y genera morbo en todo el mundo.

La imagen de los entrevistados, el lenguaje corporal y el trasfondo de lo que dijeron fue muy importante para la experta, pues ella cree en que cada detalle tiene un por qué, cuando se está a ese nivel.

La entrevista fue hecha en la casa de la pareja, en Los Ángeles, California, en un ambiente un poco formal, pero relajado, incluso en algunas de las tomas se ve el gallinero del pequeño Archie, quien tan solo tiene un añito.

A pesar de la pandemia, ninguno de los tres protagonistas de la entrevista utilizaron mascarillas porque estaban al aire libre. Además, el fondo fue sencillo, no hubo elementos distractores ni fotos o adornos para que la gente pudiera chepiar más sobre cómo es la casa en la que viven.

El diseño ya no está disponible en la tienda de Armani. Cortesía.
El diseño ya no está disponible en la tienda de Armani. Cortesía.

En el tema de la vestimenta, la esposa del príncipe no la pegó. Usó un vestido de color inapropiado para la ocasión, de la marca Armani, el cual por cierto, tiene un valor de más de dos millones cuatrocientos mil colones y ya está agotado en la tienda en línea de la famosa marca italiana.

“A mí el estilo de Meghan nunca me ha gustado mucho, soy más proKate (Middleton, duquesa de Cambridge) en ese sentido. El color del vestido es el que no me pareció indicado para una entrevista de día, en un jardín, me hubiera gustado algo un poco más claro, pero ese es su estilo, colores oscuros, grises y poco vibrantes.

“El precio puede alarmar porque muchos se preguntan cómo un vestido puede costar hasta cuatro mil dólares, pero ellos están acostumbrados a ese nivel”, dijo.

El cabello que mostró Meghan en la entrevista fue algo bastante sencillo, amarrado y con dos mechones en la cara que le guindaban, sin embargo, Marín cree que fue algo estratégico.

“Esos mechones son molestos porque con el viento tiene que estar acomodándolos, pero, yo siento que lo hizo a propósito para tener algo qué tocarse durante la entrevista y concentrar el nerviosismo que tenga en eso. Los tacones estuvieron bien, esa es la talla de ella y hacían juego con el vestido.

“Su maquillaje fue muy básico, como si se hubiera pintado para ir un momento al supermercado, pero ella siempre ha sido así”, agregó.

A Kate ( Middleton) la dejaron como la mala del cuento”, Christy Marín, experta en protocolo.
Lo mantiene.

El príncipe Harry también estuvo bajo la mirada de Marín, quien señaló que a pesar de que salió del Palacio de Buckingham, mantiene el estilo y el porte con que fue educado. Aunque, Christy siempre encontró algo de rebeldía.

“Usó gris claro, superbién porque es de día, con camisa blanca, que es lo más elegante que hay y sin corbata para dar a entender que era algo informal. Lo único es que cuando cruzaba la pierna y se le subía un poco el pantalón, se le veía la piel y eso no debería de verse entre en el pantalón y la media, tampoco me gustó el color de medias que usó, pero él lo requetesabe y como parte de su rebeldía no quiso verse tan formal”, añadió la experta.

En cuanto a Oprah, Marín dice que se vio espectacular.

“Ella me encanta, optó por colores fresas, una falda larga que está muy de moda, incluso el maquillaje estuvo espectacular, anteojos muy modernos y botas negras”, opinó.

Las portadas de los periódicos ingleses fueron dedicadas a la pareja y sus fuertes declaraciones. AFP)
Las portadas de los periódicos ingleses fueron dedicadas a la pareja y sus fuertes declaraciones. AFP)
Unidos.

Durante toda la entrevista, la pareja dio muestras de que están más que unidos y por eso son valientes al enfrentar todo lo que se les venga encima.

“Siempre estuvieron tomados de la mano, lo que dice que están en la misma página, se nota que hay mucha dependencia el uno del otro y están convencidos de su posición, de lo que está pasando y lo que va a pasar. Ella siempre tocándose la pancita, pero también quiso dejar claro, por si alguien no sabía que está embarazada”.

A Harry lo vio un poco más tenso y comedido a la hora de decir las cosas.

Miles en todo el mundo se sentaron a ver la polémica entrevista. AFP
Miles en todo el mundo se sentaron a ver la polémica entrevista. AFP

“Él se ve más traicionado por la familia que por el sistema porque ya él sabía cómo era, pero le hiere más lo del papá o el hermano”, señaló Marín.

Acerca del contenido de sus palabras, Christy dijo que solamente le sorprendió que revelaran el sexo de su segunda hija, pues muchas de las cosas que dijeron eran conocidas. Le quedó debiendo en contenido sobre sus planes de Hollywood o lo que harán con sus vidas.

Christy se tuvo que ir a ver la entrevista a la casa de su hermana. Cortesía.
Christy se tuvo que ir a ver la entrevista a la casa de su hermana. Cortesía.

Para ella, lo más fuerte fue cuando Meghan aseguró que dependiendo qué tan oscura era la piel de Archie iban a ser los derechos y el patrimonio que tuviera. Eso la llevó a pensar en lo que ocurrió meses atrás cuando no querían que se viera al pequeño.

“Ya todo tiene sentido, ella al principio no quería que se viera el bebé y cuando salieron a la prensa Archie estaba todo envuelto, ella como mujer o como mamá lo quería proteger. Es muy difícil opinar estando desde afuera, pero se nota que lo que ellos querían era ayuda o apoyo, nada más”, afirmó Marín.

La experta finalizó diciendo que no tiene duda que estas declaraciones son una bomba directa para la realeza y adelantó que seguramente actuarán de manera muy sutil para arreglar la torta.