Erick Quirós.12 junio, 2018
El hombre está relax y no le pasa por la mente volver a la tele. Fotografía José Cordero
El hombre está relax y no le pasa por la mente volver a la tele. Fotografía José Cordero

El periodista Alonso Miranda tomó hace dos meses la decisión de dejar el corre corre de las noticias para dedicarse a su negocio de pesca de tilapias.

Aunque muchos se volverían locos en dos toques por no estar frente a las cámaras, el ateniense está tranquilo y disfruta la naturaleza y viendo los animalitos de los estanques antes de que estos se vayan directo al sartén.

El periodista, quien fue la cara de NC 11 durante cuatro años, habló con La Teja y contó que si alguien quiere saber qué se hizo tendrá que visitarlo en Tilapia park, que queda un kilómetro al este de la estación de servicio de Turrúcares. Agrega que regresar a la tele no le pasa por la mente.

Alonso era la cara del noticiero de canal 11. Cortesía.
Alonso era la cara del noticiero de canal 11. Cortesía.

–¿Qué tan difícil fue dejar la tele?

Fue una decisión bastante difícil, estuve en el 13 por tres años y en Repretel cuatro, es decir, un buen tiempo dedicado solo a los medios y cuesta desapegarse, pero desde hace dos meses estoy fuera de todo eso y orientado a un mundo totalmente distinto del periodismo.

–¿Le ha hecho mucha falta estar frente a las cámaras?

Uno escucha y ve que hay gente que se vuelve adicta a estar en una pantalla y tienen la necesidad de ser reconocidos cuando andan en la calle, pero ese no es mi caso porque nunca me sentí parte de ese ambiente, lo que me costó fue por el miedo a dar un paso hacia algo desconocido porque no era marinero de estas aguas pero ahí he ido, aprendiendo.

¿Llegó a sentirse famoso como les pasa a muchos periodistas?

Nunca me sentí famoso, uno ve gente que se toma una foto tomando agua y la sube y algunos le sacan provecho a eso. Yo no, nunca sentí esa estrellitis. A mí me da igual andar en botas de hule, con pico y pala y me voy así si tengo que ir a hacer algún mandado y no me da nada de pena.

La comida sabe más rica después de haberla sido pescada por uno mismo Fotografía José Cordero
La comida sabe más rica después de haberla sido pescada por uno mismo Fotografía José Cordero

–¿Extraña algo del medio?

No, no me hace falta porque estoy muy feliz. Siempre me ha gustado emprender, ahora también estoy con un negocio de maquinaria pesada. Quiero darle más figura de empresa a lo que hago.

¿Cómo va el negocito hasta ahora?

Muy bien, ya lleva dos años, pero el primer año fueron trabajos de restauración para darle vida al lugar y abrirlo. Ahora funcionamos sábados y domingos. La orientación es dirigida a la familia, para que vengan todos a disfrutar, ahora surgió la oportunidad de producir los peces, antes los comprábamos.

Al inicio la idea era para los adultos, pero ahora nuestro público son niños, eso nos llevó a reinventarnos y pusimos hamacas, play, zona de juegos, nos inventamos un canopy para niños y así pueden venir todos sin costo adicional, solo se cobra lo que se comen.

–¿La gente que llega lo reconoce por haber salido en televisión?

Sí me reconocen, casi siempre están con la duda de si soy o no y me preguntan qué me hice y por qué me fui.

El lugar es ideal para ir a pasarla tuanis un
El lugar es ideal para ir a pasarla tuanis un "finde". Fotografía José Cordero