Rafael Ramos.24 agosto

“Tengo 65 años y he llegado a la conclusión de que no tiene sentido seguir en mi matrimonio. Durante muchos años luché y traté de estar bien con mi esposo, pero ha sido una verdadera tortura y una gran complicación. Vivimos en cuartos separados desde hace varios años y yo le sigo haciendo todo. Vivo con una persona que no me habla. Creo que he sido una buena mujer y prefiero estar sola a seguir siendo la empleada de un hombre que me maltrata. Mis hijos me apoyan”.

"He llegado a la conclusión de que no tiene sentido seguir en mi matrimonio. Durante muchos años luché y traté de estar bien con el carácter de mi esposo", dice la lectora.

1. El propósito de cualquier relación humana, ya sea de trabajo, pareja, familiar o de amistad está orientado a la realización, a la búsqueda de paz interior, de sentirnos bien y vivir al lado de alguien con el que tenemos experiencias de vida que nos sean significativas a nivel positivo.

2. Cuando estos procesos no se dan, como en su caso, se convierten en años de vivir con una persona cuyo carácter ha imposibilitado una vivencia sana y viven separados bajo el mismo techo. Usted le asiste en todo y es presa de la indiferencia, el silencio y los reclamos, entonces, ¿qué sentido tiene vivir así?

3. A veces, debido a la formación que recibida y a los conceptos morales, espirituales, religiosos, las expectativas, los sueños e ilusiones se puede permanecer paralizada por años sin medir si efectivamente lo que hace la conecta con la felicidad y la realización. No hay edad para buscar la paz interior y usted tiene ese derecho.

4. Contar con el apoyo de sus hijos y darse la oportunidad de replantear su vida no solo es un acto de valentía, sino que es un proceso de autorespeto al que cualquier ser humano, en cualquier etapa de la vida, tiene derecho. Cuando se vive en una estructura de insatisfacción, que objetivamente le impide la construcción de la felicidad, al final será su voz interna la que la guíe. Todo ser humano tiene una responsabilidad con su paz interior y esto va implicar tomar decisiones.

Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr
Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr