Silvia Núñez.9 marzo
Mimi Ortiz asegura que su cama es lo más sagrado que hay para ella. Instagram
Mimi Ortiz asegura que su cama es lo más sagrado que hay para ella. Instagram

La presentadora Libni Ortiz estrenará la primera semana de abril un programa en VM Latino en el cual la veremos en pijamas y bien relajadita.

Se llamará "A la cama con Mimi" y saldrá al aire una vez a la semana a las 9 p.m (falta definir el día). Será como a la medida para aquellos que deseen pasarla bien.

Hace varios años, en el 2001, la periodista Laura Rodríguez estrenó un espacio parecido en ese mismo canal al que llamaron "Noche de pijamas" y en el 2014 lo revivió la presentadora Montserrat del Castillo; sin embargo, Mimi adelanta que su programa será diferente porque las dosis de picardía y entretenimiento serán mayores.

Pero, ¿cómo es Libni en la cama cuando no la vemos? Ponga atención...

–¿Por qué decidió meterse a la cama?

– Bueno, la cama me calienta (risas) y bueno, es un proyecto que obviamente tiene doble sentido, no solo por la palabra sino por el contenido que va a tener. La cama es el sitio donde uno es uno, donde más transparente puede ser porque estás en el sitio donde descansas, reflexionas, lloras, hasta se estudia y se descansa cuando se está enfermo. Es donde uno se acurruca, entonces me gustó ese nombre para el programa. Quiero que las personas que vayan invitadas se sientan como si estuvieran en su cama.

–¿Con quién va a estrenar esa cama?

– (Risas) Todavía no tenemos con quién porque estamos decidiendo con la producción. Obviamente tiene que ser alguien que tenga mucho peso para darle esa buena inauguración a la cama. ¡Tiene que ser alguien de mucho peso!

Tenemos como tres o cuatro posibilidades, pero todavía estamos viendo.

Con pijamas bien sensuales saldrá la guapa presentadora. Instagram
Con pijamas bien sensuales saldrá la guapa presentadora. Instagram

–¿Y qué tipo de ropa usa cuando va a la cama?

– Soy un poco relajada y tal vez mi forma relajada me hace ver sexy, pero mi propósito no es verme sexy, es simplemente andar relajada. Me gusta andar con algo muy flojo como short superpequeños. No me gusta que me tallen o me ajusten sino que me hagan sentir cómoda. Eso sí, son un poco pequeñitos, tipo cacheteros, sin brassier, por supuesto, porque es una tortura y camiseticas delgaditas para que no me dé calor.

–¿Y cómo hace cuando es época de frío?

– Cuando es época de frío tengo quién me caliente (risas).

–¿Y comúnmente qué hace cuando está en la cama?

– Bueno, yo duermo con mi perra (Mía, una chihuahua) entonces me la acurruco. Ella casi siempre está en la cama y cuando yo llego me gusta acurrucarnos. Comúnmente lo que hago es ver tele o ver el celular. Mi día es tan ajetreado que no puedo ver el teléfono, en el aspecto de hablar con mi mamá o ver los mensajes de mis amistades con calma. Paso todo el día con el teléfono, pero trabajando, posteando, viendo mis redes sociales, tengo que subir algo de un patrocinador o así. Ya cuando llego a la cama agarro el teléfono y me pongo a contestarle a mi mamá, a mi papá, mis hermanas o sobrinos, que siempre están escribiendo.

–¿Y por qué Mía es tan dueña de su cama?

– Estamos juntas desde hace trece años, mi papá me la regaló. Es mi hija, es mi vida, es mi todo.

La macha contó que así suele andar en su casa cuando está descansando. Instagram
La macha contó que así suele andar en su casa cuando está descansando. Instagram

–¿Y usted ronca?

– He preguntado y me dicen que no. Sí soy muy inquieta en la cama, no duermo en una misma posición, constantemente estoy cambiándome, todo esto según mi novio (con quien vive desde hace varios años).

Tengo el sueño sumamente profundo, me puede caer la casa encima y no me voy a dar cuenta, cuando me dormí, me dormí. Tengo que poner la alarma en diferentes celulares y ponerlos en diferentes lugares para poder despertarme porque soy complicada cuando me duermo. Me duermo superfácil, no tengo la menor idea de qué es el insomnio.

Sí soy muy inquieta, me muevo para todo lado y dice mi novio que apenas le queda un campo para dormir porque acaparo la cama, le tiro las piernas, las manos y, sí, tengo un dormir muy inquieto.

Eso sí, a veces sí hablo dormida. Eso es peligroso (risas), por dicha soy fiel y me porto bien si no ya me hubiera cantado sola.

–¿Cuánto tiempo acostumbra pasar en la cama?

– Lo que se pueda. Llego a la casa después de la radio (103), a las nueve de la mañana, y si tengo una horita para acostarme, me acuesto. Luego voy y trabajo y regreso y si tengo otra horita, me vuelvo a acostar. La cama es mi lugar favorito, por eso digo que es el programa ideal para mí.

Un sábado o un domingo usted no me saca de mi cama si no tengo que ir a trabajar. Se lo juro, son las cuatro de la tarde y no me he levantado.

Su perra Mía es la dueña y señora de su cama, ni su pareja duerme tan pegado a ella. Instagram
Su perra Mía es la dueña y señora de su cama, ni su pareja duerme tan pegado a ella. Instagram

–¿Y qué tiene en su cama que le gusta tanto?

– Bueno, es bien grande, porque como acaparo todo el campo mi novio decidió un día cambiar la cama (por una más grande), pero aun así lo sigo dejando sin campo.

Me gustan mucho las colchas, paso cambiándolas porque me gusta mucho la decoración en tonos como grises, blancos, negro, entonces, paso comprando colchas, almohadones, cobijas, pero decorativas.

Duermo con una sola almohada; mi novio duerme como con tres. Eso sí, quito toda la decoración (cojines y demás) para dormir porque me da mucho calor en la noche.