Rafael Ramos.16 febrero

“Durante años mi esposa y yo hemos estado juntos, ella me ha dicho que no quiere nada conmigo, pero ninguno de los dos decide separarse. Ella dice que no me perdona muchas cosas, pero con los años he sido más comprensivo, chineador, la acompañó a todo, pero ella dice que solo somos amigos y yo quisiera que se diera algo más, pero a ella no le interesa y no quiere buscar ayuda. Me siento muy triste porque creo que podemos darnos una oportunidad, aunque llevamos muchos años viviendo de esta forma”.

"Ella dice que nada más sólo somos amigos, pero yo quisiera que pudiera darse algo más, pero ella no quiere, no le interesa, no quiere buscar ayuda", cuenta el lector.

1. Cuando alguien expresa claramente lo que siente y lo que quiere y lo repite de forma constante se está frente a una realidad. Ella tiene una posición, ustedes se convirtieron en compañeros de casa y pareciera ser que ella tiene una posición definida.

2. Hay relaciones que pasan por periodos de desvinculación o de distanciamiento, pero hay anuencia por parte de ambos para trabajar, quizá en terapia de pareja para intentar resolver las cosas, pero si la otra persona simplemente no quiere y afirma no querer y sostiene el hecho de que solo son compañeros de vida es porque tiene una posición muy clara.

3. Aspirar a una transformación de dos, siendo solo uno el interesado, es un camino muchas veces un poco escabroso, ya que no hay posibilidades de crecimiento, puesto que la otra persona no contribuye a la transformación, así que esto debe llevarlo a cuestionarse qué va a hacer usted frente a esta realidad.

4. Llega un momento para tomar consciencia de este proceso y darse la oportunidad de valorar si debe estar ahí o no o si conviene o no seguir. Típicamente muchas personas lo que hacen es hablar y creer que están tratando de resolver, pero permanecen paralizados en la situación. Llegó el momento que haga un análisis a profundidad de su situación y desde ahí empiece a tomar decisiones, quizá la primera, es buscar apoyo profesional.

Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr
Envíe sus consultas al correo ramosdeapoyo@lateja.cr