.29 abril
Todos los participantes, de todos los canales, salieron complacidos de la actividad. Facebook Ministerio de salud.
Todos los participantes, de todos los canales, salieron complacidos de la actividad. Facebook Ministerio de salud.

Después de la heroíca gesta de 1856 contra los filibusteros, considerada como nuestra verdadera lucha por la independencia, los ticos solamente nos unimos en torno a nuestra patrona, la Virgen de los Ángeles, la Selección Nacional de Fútbol, y más recientemente en las pasadas elecciones presidenciales para defender con el voto muchos derechos, heredados de nuestros abuelos, que estuvieron a punto de ser mancillados.

Y la mañana de este miércoles, aunque a simple vista se puede ver como algo meramente anecdótico, la unión de los programas matutinos de Repretel, Teletica, Multimedios y Canal 13, no deja de llevar un profundo mensaje de la unión que debe prevalecer para combatir al peligroso COVID-19 que nos vino a alterar la vida y quitarnos las paz.

Es de sobra conocida la competencia entre las empresas televisivas, los egos, las poses de divas y de galanes que hay detrás de cámaras, porque aunque les guste o no a los presentadores que lo digamos, la televisión los enferma.

El ministro de Salud, el Dr. Daniel Salas, consecuente con su rectitud y transparencia no favoreció a ningún programa ni a ninguna empresa televisiva y fue así como ante la insistencia de ser entrevistado por los programas mañaneros, el ministro atendió simutáneamente a Giros, Buen Día, Revista Telediario y Café Nacional, en lo que podría calificarse como una matutina cadena nacional de televisión.

Incluso los periodistas se pusieron de acuerdo con las preguntas para no repetirlas y de esa forma sacarle el jugo al tema más importante del momento.

El mensaje es muy claro, solo unidos podemos enfrentar esta guerra. Lógicamente en estos momentos hay gente incómoda con las autoridades por algunas de sus medidas, pero de todas formas nunca se queda bien con todos, ya llegará el momento para evaluar lo realizado por el gobierno de don Carlos Alvarado.

Ahora lo que importa es enfrentar, todos juntos y sin agrietamientos, este invisible enemigo, como la lección que tuvimos la mañana de este miércoles.