AFP .6 marzo
El dueño de la pastelería estuvo firme hasta el final. slate.com
El dueño de la pastelería estuvo firme hasta el final. slate.com

El estado de Colorado, en Estados Unidos, y un chef cristiano que se negó a preparar un pastel para un matrimonio entre personas del mismo sexo, anunciaron que llegaron a un acuerdo para poner fin a una batalla legal que dividió a ese país.

Según los términos de este acuerdo, "la Comisión de Derechos Civiles de Colorado retirará sus demandas administrativas contra Masterpiece Cakeshop y su propietario, Jack Phillips, y el Sr. Phillips renunciará a su acción ante un tribunal federal", señala un comunicado del fiscal general de Colorado.

Jack Phillips, cuya panadería se encuentra cerca de Denver, había invocado en 2012 sus creencias cristianas para negarse a hacer un pastel para la fiesta de matrimonio de una pareja homosexual.

El caso, presentado como emblemático de los debates entre libertades religiosas y derechos de las minorías sexuales, llegó hasta la Suprema Corte de Justicia, que en junio pasado se pronunció parcialmente en favor del chef.

El tribunal estimó que sus derechos religiosos no habían sido respetados, pero omitió definir un marco general que permitiera fallar en casos similares.

En junio de 2017, el pastelero se negó a satisfacer el encargo de una abogada transgénero, Autumn Scardina, que le había pedido una torta azul por fuera y rosa por dentro para celebrar los siete años de su transición de hombre a mujer.

Scardina denunció a Phillips ante la Comisión de Derechos Civiles de Colorado, que demandó al chef ante la justicia. Phillips respondió demandando al Estado por discriminación religiosa. Si la trans desea puede seguir con su demanda.