Erick Quirós.31 mayo
La beliceña está dando de qué hablar. Facebook Universal Missology.
La beliceña está dando de qué hablar. Facebook Universal Missology.

Una modelo, aspirante al concurso Miss Belice, está dando de qué hablar en las páginas especializadas en certámenes de belleza, esto gracias al vestido de baño tan particular y superatrevido con el que llegó a unas pruebas regionales.

Según la página de Facebook, Universal Misology, que se encarga de comentar y compartir temas relacionados con estos concursos, la beliceña apareció en la pasarela con unas tiras con estampados de animal de color rosado con negro, las cuales le daban hasta tres vueltas a su cuerpo, pero dejando al descubierto la mitad de su vagina. Algo fuera de lo común en certámenes de este tipo.

“Ella es Karisha Huissa en su presentación en traje de baño en su prueba regional rumbo a Miss Belice. ¿Qué la parece ese atuendo, si se le puede llamar traje de baño, es vulgar o sexi?”, escribieron en la publicación.

De inmediato la foto se hizo viral y muchos apasionados en el tema opinaron y le tiraron durísimo a la muchacha.

Por ejemplo, uno de los comentarios decía: “¿Cómo los organizadores permiten que participen en esta forma? Eso es una falta de respeto al público”.

Intentamos conocer más detalles de la imagen y de la participante escribiendo a la página de belleza, pero no tuvimos suerte.

De momento solamente dicha página ha revelado la información, pero expertos en concursos de belleza en nuestro país aseguran que es un medio confiable en cuanto a ese tipo de noticias.

Cabe recordar que Belice es de las franquicias con menos presupuesto, de hecho tuvo representante en Miss Universo hasta hace un par de años.

A pesar de eso, la representante del año anterior en el certamen, Jenelli Fraser, no desentonó para nada en el concurso.

Jenelli Fraser fue la representante del país centroamericano en Miss Universo 2018. AFP
Jenelli Fraser fue la representante del país centroamericano en Miss Universo 2018. AFP
¿Y la elegancia?

Como en el mundo todo va cambiando a mil por hora, consultamos con algunos expertos en concursos de belleza, organizadores y hasta exparticipantes, para ver qué opinan de este atuendo y si consideran que este tipo de trajes podrían abrir la puerta a escenas vulgares en otras ediciones.

Todos coinciden en que lo primordial a la hora de estar en una pasarela para un certamen es la elegancia y en este caso quedó totalmente enterrada.

“Un buen concurso debe destacarse por elegancia y clase. Ese vestido de baño, no sé ni como llamarlo, es una vulgaridad. Esa chica esta prácticamente desnuda. No quiero imaginarme si se cae o si posa mal. Jamás le haría eso a una miss”, dijo Johanna García, una de las organizadoras del concurso Mrs. Universe.

Adriano Núñez, preparador de reinas, definió el vestido como corriente.

“El atuendo está totalmente fuera de lugar, porque entre lo vulgar y lo sexy existe una muy delgada línea que ella cruzó al llevar un traje como ese. Para un certamen de belleza debe prevalecer una línea que lleve elegancia y estilo, el sexy no va tan de la mano con el traje de baño que debe permitir ver una silueta saludable y agradable, este ni siquiera cumple eso, pasa a ser corriente y esto no entra en un concurso”, dijo.

A Núñez le parece que la muchacha la voló pensando en que así iba a sobresalir sobre las demás.

“Recordemos que para iniciar cualquier certamen, cada una lleva lo que más les convenga, igual que aquí, seguro pensó que enseñando de más iba a clasificar o llamar la atención”, aseguró.

Otro que opinó parecido fue Gerson Jiménez, organizador del concurso Señorita Verano.

“Están desubicados todos, ella y el equipo que maneja la audición, porque permitieron que se presentara así, a mí me llega alguien así y no la dejo salir. Creo que podría haber querido hacer ruido o fue un descuido, pero no es algo aceptable en ningún nivel”, dijo.

Brenda siempre demostró mucha elegancia y porte. Gabriela Tellez.
Brenda siempre demostró mucha elegancia y porte. Gabriela Tellez.
Ella conoce

Brenda Castro, miss Costa Rica 2015, dijo que probablemente a la muchacha nadie la aconsejó porque no explica cómo salió con ese chuica.

“Es muy inapropiado, creo que se le fue la mano, no sé quién la pudo haber asesorado o si ella tuvo la libertad de ponerse eso, si normalmente se le da el mismo traje de baño a todas las chicas, pero si ella está compitiendo para representar su país está desubicada”, comentó.

“Una miss representa la integridad de la mujer, no está de más mostrar piel y sentirse atrevida y sexy, pero todo dentro de un límite”, Brenda Castro, miss Costa Rica 2015.

Además, afirma que no cree que estos atuendos se pongan de moda al menos en los concursos de más nombre.

“No creo que llegue algo así a los concursos de alta categoría, que tienen claro el mensaje que quieren transmitir, no creo que sea el caso, quizás algunos inventos de concursos dependiendo al público que quieran dirigirse”, agregó.