AFP .16 septiembre
La mujer no quiere que la vean como papá. Imagen de referencia.
La mujer no quiere que la vean como papá. Imagen de referencia.

La más alta jurisdicción francesa dictaminó este miércoles que una mujer transexual no puede ser reconocida oficialmente como la madre biológica de una niña que concibió con su esposa, cuando aún era hombre.

El fallo fue calificado de escandaloso por su abogada.

El Tribunal de Casación francés, que fue llamado a pronunciarse sobre el caso de esa mujer transgénero, de 51 años, dictaminó que para convertirse en una de las dos madres legales de la niña de seis años tendría que adoptarla.

Nacida varón, la demandante fue reconocida como mujer por las autoridades francesas en 2011. Luego tuvo una hija con su esposa en 2014, un acto posible al no haberse sometido a la operación de extirpación de sus órganos reproductivos masculinos.

Desde entonces, ha luchado para que se le reconozca como segunda madre del niño, no como padre.

En 2018, un tribunal de apelación de la ciudad de Montpellier le atribuyó la condición de “padre biológico”, una nueva categoría.

Pero la Corte de Casación rechazó la mayor parte de esa decisión el miércoles y remitió el caso a un tribunal inferior para una nueva audiencia.

La abogada de la mujer Clélia Richard dijo que la lucha, desafortunadamente, no ha terminado.

Mathieu Stoclet, otro de sus abogados, cuestionó la incoherencia de que la mujer sea reconocida como mujer por el sistema francés, pero al mismo tiempo como el padre de la niña.

“El fallo es un considerable paso atrás hacia un concepto de paternidad que se creía enterrado desde hace mucho tiempo”, dijo Bertrand Perier de la asociación APGL de padres gays y lesbianas.

Los abogados de la mujer llevarán el asunto al Tribunal Europeo de Derechos Humanos.