Redacción .15 mayo

Parece que el humorista y presentador Gustavo Peláez estudió muy bien a Claudio Ciccia, su invitado de este martes en “Sin Peláez en la lengua”, porque hasta logró sacarle las lágrimas en medio show.

Basándose en su experiencia propia, el colombiano sabe que cuando una persona vive en un país que no es en el que nació, lo que más extraña es la familia y por eso consiguió que los hijos del comentarista deportivo del 7 le enviaran un bonito mensaje. Eso, como es lógico, conmovió a Claudio hasta el llanto.

Ese momento sacó el lado más humano de Tavo y de Ciccia.