Karen Fernández.27 mayo, 2019
Los padres deben lavarle los dientes a sus hijos como se recomienda en los adultos, después de cada comida. Foto: Shutterstock.com
Los padres deben lavarle los dientes a sus hijos como se recomienda en los adultos, después de cada comida. Foto: Shutterstock.com

En los últimos meses se levantó una polémica porque hay papás que aseguran que a los bebés no hay que lavarles los dientes y menos con pasta que tenga flúor, mientras otros dicen todo lo contrario.

La odontopediatra con énfasis en odontología de bebé Melissa Rojas Zúñiga, nos ayudó a salir de dudas y nos explicó que es lo correcto.

“Es importante saber que desde que le sale el primer diente a los bebés ya debe empezar a lavárselos con cepillo y pasta de dientes con flúor”, explicó la odontóloga.

La pasta sin flúor no brinda la misma protección a los niños que la que sí lo tiene.

“La polémica empezó debido a la toxicidad que se le atribuía al flúor, pero esta es solo en cantidades muy altas que podía provocar la fluorosis (un exceso de flúor que puede afectar los dientes permanentes desde antes de que salgan) y la gente decía que los chiquitos se iban a intoxicar”, explicó Rojas.

Incluso, las campañas de salud del país buscaron opciones para aumentar la exposición al flúor mediante el añadido a la sal para contrarrestar la gran cantidad de caries en niños menores de tres años.

–¿Cuál es la cantidad de pasta recomendada para lavarle los dientes a los niños?

En los que les sale de uno a ocho dientes, los padres deben usar de pasta el equivalente de medio grano de arroz. Después de los ocho dientes, cuando salen las muelas, debe pasar el equivalente a un grano de arroz . Después de los tres años, cuando ya aprende a escupir, debe aplicar el tamaño de una lenteja.

–¿Cómo saber si la cantidad de flúor es segura?

Las pastas de dientes para niños dicen en la etiqueta cuántas partes por millón (ptm) contienen. Por lo general van de 500 ptm a 1100 ptm, lo ideal es elegir las que estén entre 1.000 y 1.100 ptm.

–¿Debe escupir la pasta?

En los niños más pequeños es difícil que los padres puedan controlar eso, por lo que están hechas para que se la puedan tragar sin producirles problemas.

–¿Para qué sirve el flúor?

Ayuda a proteger los dientes evitando que se pierdan moléculas de calcio. Actúa como una pantalla protectora para que no se pierda el flúor natural.

–¿Qué tipo de cepillo de dientes debe usar?

Hay unos de goma que solo sirven para masajear las encías, esos solo podrían usarse antes de que le salgan los dientes, pero desde que ya tenga el primero debe usar uno de cerdas suaves especial según la edad del niño. Todas las marcas reconocidas poseen variedad en ello.

–¿Es suficiente el cepillado?

No, mucha gente piensa que con el cepillado es suficiente o que con una vez al día y listo. Debe ser de 2 a 3 veces al día, mínimo, y que no se acuesten con los dientes sucios, eso incluye el chupón, por lo que debe cepillarlo después de este.

–¿Qué otros consejos puede aplicar el padre, para cuidar la salud bucodental de los niños?

Evitar las meriendas como galletas, panes, café, jugos, té frío o cualquier otra bebida azucarada. Cualquiera de ellas es lo mismo a que se comiera un dulce.

Mejor que se les acostumbre a comer una manzana o cualquier fruta o verdura y que tomen mucha agua. También se puede tomar toda la leche materna sin problemas porque no da caries, contrario a la leche de fórmula que sí favorece que aparezcan.

También debe cepillarle los dientes después de darle las medicinas.

Igualmente, desde que le sale el primer diente debe empezar su control odontológico. El médico le aconsejará qué comer, en qué cantidades y los cuidados a tener. A mí me ha tocado atender bebés de 10 meses con caries desde que tienen cinco meses.