Nacional

Conozca las dos perritas más viejitas de Costa Rica, una tiene 19 años y la otra 17

Las dos peluditas fueron rescatadas y viven una vejez tranquila

Susy y Bolita María son las dos perritas más viejitas de Costa Rica con 19 y 17 años y como debe ser llevan la vida que todo adulto mayor se merece, la de un rey.

En Costa Rica los perros llegan a vivir hasta 13 años, sobre todo los de razas pequeñas porque los más grandotes viven por lo general un máximo de unos 12 años.

En La Teja quisimos conocer a los perros más viejitos del país y nos costó un poco porque no hay alguna entidad que lleve datos oficiales al respecto, consultamos en Senasa, en el colegio de Veterinarios y en el hospital veterinario de la UNA, pero ninguno tenía una base de datos al respecto.

La Federación Canina de Costa Rica (ACAN) fue la que nos ayudó a contactar a dos peluditas que parecieran ser de las viejitas del país.

Susy es la más longeva, los veterinarios que la ven dicen que tiene, al menos, 19 añotes, si no es que más.

María Soledad Hernández es la encargada de darle mucho amor. Ella es una rescatista de Curridabat que en el 2014, sin pensarlo dos veces, le dio un hogar a la peludita.

Susana Ballestero, hija de doña María Soledad, contó la fuerte historia detrás de la perrita y a cualquier le parte el corazón.

“Susy vivía con una pareja, pero se separó y el hombre, como para vengarse de la mujer por haberlo dejado, echó la perrita a la calle y la atropelló un carro. Se le quebraron las dos patas de adelante y le sanaron mal, entonces le quedaron torcidas.

“Otra rescatista fue la que primero se dio cuanta del caso y recogió a la perrita, le consiguió una casa, pero cuando las personas que la iban a adoptar vieron que tenía las patas de adelante torcidas no quisieron dejársela, ahí fue cuando mi mamá se dio cuenta del caso y decidió dejársela ella”.

A Susy la tratan como una reina, aunque ya camina lento y hasta el carácter le cambió, ya que no le gusta que la molesten mucho, vive llena de chineos y tranquilidad. Su dueña le da una comida especial para perros viejitos y hasta le hace sopitas, además, la lleva tres veces al día al parque para que se distraiga.

Vida llena de amor

Bolita María es una perrita de 17 años, los cumplió el 13 de octubre y hasta un queque le hicieron.

Cuando nació vivía con un indigente, pero este se la ofreció a María José Vargas porque sabía que él no podía darle los cuidados que necesitaba y ella sin pensarlo dos veces y sin pedir permiso en su casa se la llevó y la escondió en su cuarto para cuidarla.

“Tenía un mes cuando la adopté, estaba llena de parásitos, pero yo quería cuidarla y se convirtió en mi compañera. Con el tiempo fue creciendo, siempre ha sido muy brava, muy territorial y muy comelona.

“Ahorita tiene todo un tratamiento por su edad, toma vitaminas y todo para que esté fuerte; siempre se levanta temprano y come bien y también se acuesta temprano. Pese a que tiene 17 años ella camina, ladra y se enoja con facilidad”.

María José es defensora de los animales y siempre pone a Bolita María de ejemplo de que los perritos viejos aún tienen mucho amor que dar y por eso hay que cuidarlos mucho.

Cuidados especiales

El veterinario Mauricio Jiménez, de la Universidad Nacional, dice que hace un tiempo los perritos vivían como máximo unos 10 años, pero como ahora hay más consciencia sobre el cuido de los animales, aumentó la expectativa de vida.

“Ahora hay hasta alimento para los perros en edad avanzada y la gente acostumbra llevarlos más al veterinario para que estén chequeando su salud, eso es fundamental para que las mascotas tengan una vida larga y buena.

“He llegado a ver perros de hasta 16 años, pocos pero sí, depende mucho de la alimentación, el ejercicio y los cuidados que se le den en casa a los animales”, contó el especialista.

Jiménez dijo que con el pasar de los años los perros desarrollan enfermedades de cadera, ruptura de ligamentos, pierden el oído y la vista porque se les hacen cataratas, incluso pueden tener fallas en órganos como el corazón, los riñones, el hígado.

“Se sabe que un perrito está envejeciendo porque cambia su comportamiento, ya no le gusta tanto jugar, duerme más, le cambia el carácter porque se enoja mas, le cuesta movilizarse y hasta le salen canas.

“Es importante que siempre, pero sobre todo cuando las mascotas están viejitas, se les revise periódicamente para detectar cualquier abultamiento o tumor. La salud dental es muy importante, durante toda la vida debe lavárseles los dientes y si no al menos llevar los perros al veterinario para una limpieza profunda dental, al menos, una vez al año; las infecciones en esa parte del cuerpo pueden desencadenar problemas graves”, aseguró el veterinario.

Si usted tiene un perrito más viejito no dude en mandarnos un correo a redaccion@lateja.cr y con mucho gusto contamos la historia de su querido peludito.

Rocío Sandí

Rocío Sandí

Licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana; Periodista de la Universidad Internacional de las Américas, con experiencia en Sucesos, Judiciales y Nacionales. Antes trabajó en La Nación y ADN Radio.