Shirley Sandí.2 julio

Personal del hospital San Juan de Dios hizo un llamado a la población para que no tenga temor con respecto al uso de los termómetros láser.

En las instituciones púbicas no permiten la entrada a personas con fiebre o síntomas de resfrío. En la foto, Cristian Loaiza, de Museos del Banco Central, toma la temperatura al visitante Daniel Villegas. Fotos: Mayela López
En las instituciones púbicas no permiten la entrada a personas con fiebre o síntomas de resfrío. En la foto, Cristian Loaiza, de Museos del Banco Central, toma la temperatura al visitante Daniel Villegas. Fotos: Mayela López

Lo anterior se deba a que se ha reportado que varios usuarios del centro médico se han negado a que el personal de salud que está en las puertas de ingreso les tomaran la temperatura, aduciendo que esta práctica “daña las neuronas”.

El doctor Manuel Ramírez Cardoce, infectólogo del hospital San Juan de Dios, fue enfático al indicar que es falso que el termómetro produzca algún daño cerebral.

“El uso del termómetro láser no tiene ninguna repercusión o impacto negativo en la función cerebral o de las neuronas, ni en la visión o la pérdida de la misma” indicó el especialista.

El médico dijo que este dispositivo es un aparato completamente seguro, que no genera ningún daño a la salud de ninguna persona.

“Está altamente probado en muchísimas poblaciones incluso en la población adulta mayor y en los bebés y ha sido utilizado durante años en muchísimos países del mundo”, destacó Ramírez.

Por su parte, la doctora Ileana Balmaceda Arias, directora general del San Juan de Dios, señaló que se toma la temperatura a todos los usuarios del hospital como medida de protección ante el riesgo de contagio por COVID-19. Balmaceda instó a la población a no tener temor sobre el uso de estos termómetros.

“Estas medidas buscan proteger a los usuarios y trabajadores y por eso hacemos un llamado para que sigan las indicaciones y colaboren con los funcionarios” finalizó la doctora.