Nacional

Iglesia católica condenada a pagar 65 millones de colones a víctima de abuso por el padre Víquez

Arquidiócesis de San José confirma que van a presentar un Recurso de Casación, ante la Sala Primera de la Corte Suprema

escuchar audio Escuchar este artículo

La misma arquidiócesis de San José confirmó hace pocos minutos que fue condenada por el Tribunal Segundo Colegiado de Primera Instancia Civil de Primero Circuito Judicial de San José a pagar 65 millones de colones a Carlos Roberto Muñoz Quirós.

“En el caso de Carlos Roberto Muñoz Quirós contra la CECOR, Temporalidades de la Arquidiócesis de San José y Monseñor José Rafael Quirós, Arzobispo de San José, expediente 19-114-1624-CI, el Tribunal Segundo Colegiado de Primera Instancia Civil del Primer Circuito Judicial de San José, dictó el 23 de agosto la sentencia de primera instancia”, oficializa la curia en un comunicado.

En este proceso, el señor Muñoz pretendía una indemnización por cien millones de colones, a título de daños por los actos llevados a cabo en su contra, en el año 1996, por el ex sacerdote Mauricio Víquez, quien no fue parte de este proceso.

En la resolución, el Tribunal acogió la demanda y ordena el pago de una indemnización por el monto de 65 millones de colones. Para llegar a ese fallo, el Tribunal ha interpretado que no se ha producido la prescripción”, asegura la institución de la iglesia católica

Contra la sentencia, de una vez la curia adelantó que presentará formal Recurso de Casación, ante la Sala Primera de la Corte Suprema, de manera que hasta que la Sala no resuelva el recurso, la sentencia no estará firme.

“Ante la Sala reiteraremos la existencia de la prescripción y pediremos a la Sala, la correcta aplicación del derecho. Tal como hemos indicado desde el inicio del juicio, confiamos plenamente en sistema judicial y en los jueces costarricenses, y acataremos lo que se resuelva en sentencia final”, asegura el documento sin firmas pero que tiene el sello de la arquidiócesis josefina.

El caso de Carlos Roberto Muñoz sucedió en la misma época (entre 1993 y 1996) del de Michael Rodríguez y Anthony Venegas. Los tres denunciaron al sacerdote Mauricio Víquez por violación y abuso sexual, en la época en la cual Víquez era cura párroco de las iglesias Nuestra Señora del Pilar, en Tres Ríos de La Unión, y de la parroquia San Juan Bautista, en Patarrá de Desamparados.

En mayo del 2019, tanto Rodríguez, como Venegas y Muñoz, presentaron la denuncia civil contra la arquidiócesis de San José, exigiendo una indemnización por ₵100 millones para cada uno por “responsabilidad directa objetiva de la iglesia” en el encubrimiento de delitos sexuales.

Ya desde febrero del 2019 la iglesia católica costarricense había anunciado que Víquez era expulsado de por vida de la iglesia.

En marzo del 2022 el exsacerdote Víquez fue condenado a 20 años de cárcel por el Tribunal Penal de Desamparados: 14 años por un delito de violación agravada y otros 6 años por abuso sexual contra persona menor de edad. Esto fue por la acusación de Josué Alvarado Quirós. Actualmente Víquez está preso.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.