Bryan Castillo, AFP.7 marzo
Francisco solo tiene un pulmón. Foto: AP,
Francisco solo tiene un pulmón. Foto: AP,

La Iglesia católica costarricense realiza oraciones para pedirle a Dios por la salud del papa Francisco, tras confirmarse este viernes el primer caso de coronavirus en el Vaticano.

Jeison Granados de la arquidiócesis de San José confirmó este pedido.

El sumo pontífice sufrió recientemente un resfriado, por lo que lo obligaron a someterse a varios exámenes incluida la prueba para detectar el virus chino.

“Deseo expresar nuevamente mi proximidad con los enfermos del coronavirus y con los trabajadores de la salud que los atienden, así como a las autoridades civiles y todos los que participan en la asistencia a los pacientes y la contención de la propagación del virus”, escribió el papa en su cuenta de Twitter.

Las medidas para proteger a Francisco se han extremado al punto que ya se cerraron varias oficinas de uso común entre los fieles.

El líder religioso es una de las personas con alto riesgo de contraer el virus, ya que este afecta a diabéticos, hipertensos, cáncer, adultos mayores y con problemas respiratorios. En estos últimos dos puntos, el papa Francisco lleva las de perder, pues perdió un pulmón debido a un problema respiratorio hace ya varios años.

Medidas de precaución
El papa evita el contacto con la gente. Foto: AFP.
El papa evita el contacto con la gente. Foto: AFP.

“Se están estudiando medidas para evitar la difusión de COVID-19, que serán puestas en marcha en coordinación con aquellas adoptadas por las autoridades italianas. Las mismas estarán vinculadas a las actividades del santo padre, las de la Santa Sede y del Estado de Ciudad del Vaticano a partir de los próximos días”, dijo en un comunicado su vocero, Matteo Bruni.

El portavoz no precisó si el sumo pontífice, de 83 años, tan cercano a los fieles, se mantendrá provisionalmente alejado de las multitudes en las audiencias de los miércoles o si tendrá que evitar estrechar las manos a sus visitantes.

El argentino Jorge Bergoglio es conocido por su predisposición a estrechar su mano, dar besos en las mejillas o en la frente, lo que significa un potencial contacto con miles de microbios que no parecen asustarlo en lo más mínimo.

El gobierno italiano decidió cerrar todas las escuelas y universidades a partir de este jueves como una medida más para intentar frenar la propagación del virus.