Shirley Sandí.28 mayo

Este jueves inició la construcción de las primeras cinco del Programa de Obras Impostergables (OBIS) del corredor vial San José – San Ramón.

Rodolfo Méndez Mata, jerarca del MOPT, aparece a la derecha este jueves en el acto inaugural de las OBIS entre San Ramón y San José. A su derecha, lo acompaña el presidente de la República, Carlos Alvarado durante la inauguración cerca del Colegio Castella/ Fotografía: Alonso Tenorio para LN.
Rodolfo Méndez Mata, jerarca del MOPT, aparece a la derecha este jueves en el acto inaugural de las OBIS entre San Ramón y San José. A su derecha, lo acompaña el presidente de la República, Carlos Alvarado durante la inauguración cerca del Colegio Castella/ Fotografía: Alonso Tenorio para LN.

A cargo de las obras está el Consorcio OBIS Ruta 1 CPC, integrado por las empresas costarricenses Codocsa, Pedregal y Cacisa, así como la firma IDOM, que se encargará de la supervisión del diseño y construcción.

El consorcio, de capital 100% costarricense, será el responsable de las labores de diseño y construcción de:

· Conector Barreal – Castella: construcción de un nuevo conector entre la Ruta N° 1 (a la altura del Castella) y la Ruta N° 106 (en Barreal de Heredia).

· Puentes sobre río Ciruelas: ampliación a seis carriles (tres carriles por sentido) y de las zonas de aproximación. Se triplica la capacidad actual del puente.

· Puente sobre río Segundo: ampliación a ocho carriles (cuatro carriles por sentido) y de las zonas de aproximación. Se duplica la capacidad actual del puente.

· Puentes sobre río Alajuela: ampliación a seis carriles (tres carriles por sentido) y de las zonas de aproximación. Se triplica la capacidad actual del puente.

· Paso a desnivel en Firestone: ampliación a ocho carriles (cuatro carriles por sentido) en la General Cañas y la ampliación a cuatro carriles (dos carriles por sentido) de la ruta N° 129.

La construcción de estas cinco primeras intervenciones estará lista en 12 meses y en ellas se invertirán cerca de ¢14.000 millones.

“El inicio de estas obras representa un hito histórico, pues marca el comienzo de la ampliación de una carretera que se ha esperado por más de dos décadas y que, ante la afectación causada por el COVID-19, busca promover la reactivación de la economía nacional y eliminar los cuellos de botella que se tienen a lo largo de este importante corredor vial.

“Esto reafirma el compromiso de esta administración por seguir desatando los nudos del desarrollo”, afirmó el presidente Carlos Alvarado.

Por su parte, el jerarca del MOPT, Rodolfo Méndez Mata, recordó que: “estas obras son financiadas con recursos provenientes del MOPT/CONAVI, lo cual permitirá reducir las inversiones totales de todo el corredor vial San José – San Ramón y, a su vez, contribuirá a asegurar su bancabilidad y reducir las tarifas de peaje que se cobrarán a los usuarios de la vía una vez finalizada la ampliación completa de la carretera”.

Hadda Muñoz, directora del proyecto, informó que de acuerdo con la metodología constructiva prevista en el contrato, se espera que la afectación a los usuarios durante el desarrollo de los trabajos sea mínima, de modo que las actividades más complejas se efectuarán en horario nocturno. Por ello se le exige al contratista la implementación de un plan de manejo de tránsito”, precisó.

En el sitio web www.rutauno.cr los interesados podrán obtener información sobre el avance de las obras y el plan de manejo de tránsito.