Nacional

Lo que está pasando con el edificio de la Asamblea, que costó una millonada, es de no creer

Los aguaceros de las últimas semanas lo tienen deteriorado, vea las sorprendentes imágenes aquí

EscucharEscuchar
Daños por el agua en la Asamblea Legislativa

A un edificio estatal de apenas dos años de antigüedad, se le está metiendo el agua, lo que está causando graves y costosos daños.

El problema se está dando en el nuevo edificio de la Asamblea Legislativa, el cual tuvo un costo de ¢83.000 millones y pese a lo nuevo que es, ya está dando grande dolores de cabeza.

Ya en varias ocasiones se ha metido el agua al Plenario Legislativo, principalmente cuando llueve mucho, así que los trabajadores del Congreso han tenido que ponerse a secar el piso hasta con ventiladores ya que es un recinto cerrado.

También se está metiendo el agua a otras partes de la Asamblea. En las últimas semanas en algunas áreas el piso se ha empezado a levantar y eso ha hecho que tengan que quitar las tablillas para secarlas y luego volver a ponerlas, pero este lunes el panorama era aún más grave ya que en algunos lugares no solo se levantó el piso, sino que cuando las personas pasan sale el agua acumulada debajo de las tablillas.

Daños por el agua en la Asamblea Legislativa

Además, también se supo que el agua hizo estragos en uno de los puestos de seguridad del Congreso ya que se mojaron muebles, sillas y hasta equipo de cómputo, lo que causó problemas para el registro de personas que llegaron al Congreso por la entrada del segundo piso.

También, los ascensores se han visto afectados por las filtraciones, algo que causa gran preocupación.

Debido a los inconvenientes cada vez en más común ver señales amarillas por todo el Congreso indicando que hay problemas con el piso o ver lugares con ventiladores puestos para secar el piso.

Daños por el agua en la Asamblea Legislativa

Reparaciones en proceso

Karla Granados, directora ejecutiva de la Asamblea, confirmó los daños y dijo que ya la empresa que da el servicio de mantenimiento del edificio se está encargando de hacer las reparaciones correspondientes. Ella no reveló el monto económico de los daños que han tenido que reparar.

“Todo lo que tiene que ver con esos temas nosotros debemos de canalizarlo por medio del fideicomiso del Banco de Costa Rica, que es el dueño del edificio.

“Para nadie es un secreto que este edificio es muy grande. Mabinsa es la empresa administradora y tiene que estar programando ciertos arreglos que por el uso deben hacerse. El tema del piso es uno de esos temas que deben trabajarse, por el tipo de madera se ha levantado en algunas partes de edificio, en algún momento tuvimos eventos con filtraciones de agua, donde hay loza es un piso suspendido entonces cualquier cosita que pase ahí se filtra el agua y bueno, entonces son todas esas cosas que diay, hay un compromiso del fideicomiso de tener que resolverlos”, explicó la directora ejecutiva.

Daños por el agua en la Asamblea Legislativa

Granados dice que no pueden parar la labor de la Asamblea Legislativa para hacer las correcciones, por eso algunas deben programarlas para el receso de fin de año, pero otras se tienen que ir haciendo “en caliente”.

¿Cuánto cuesta?

Ante la indicación de Granados de que quién se encarga de las reparaciones es el fideicomiso, La Teja le consultó al Banco de Costa Rica a qué se deben los daños que tiene el edificio y en cuánto salen las obras de reparación, pero no soltaron ese dato.

“El Fideicomiso Inmobiliario Asamblea Legislativa/BCR 2011, en conjunto con la Unidad Administradora de Mantenimiento, Auxiliar del Fideicomiso, aplican el contrato de mantenimiento preventivo y correctivo del Edificio Legislativo, tomando medidas para abordar imprevistos, así como la ejecución de los protocolos correspondientes para controlar cualquier incidente, incluyendo posibles fugas de agua que alcancen algún recinto del edificio.

Piso de la Asamblea

“Cualquiera que sea el costo de los trabajos corren por cuenta de la aseguradora, de acuerdo con los términos estipulados en la póliza respectiva y los contratos de mantenimiento vigentes”, indicó el departamento de prensa del BCR.

Los encargados del fideicomiso dejaron en claro que están haciendo todo lo posible para que las reparaciones no afecten las labores de los funcionarios de la Asamblea Legislativa.

“Nuestra prioridad es mantener un ambiente óptimo para el desempeño de las funciones legislativas, y estamos comprometidos en tomar todas las medidas necesarias para asegurar la integridad de las instalaciones”, informó el BCR.

Rocío Sandí

Rocío Sandí

Licenciada en Comunicación de Mercadeo de la Universidad Americana; Periodista de la Universidad Internacional de las Américas, con experiencia en Sucesos, Judiciales y Nacionales. Antes trabajó en La Nación y ADN Radio.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.