Roger Valverde.27 octubre, 2017
Hay que dejar el orgullo a un lado y buscar la reconciliación si aun se ama. Foto: Archivo
Hay que dejar el orgullo a un lado y buscar la reconciliación si aun se ama. Foto: Archivo

En este momento existen miles de parejas que van camino al divorcio, a la separación o al fracaso.

Las personas están conscientes, saben que están mal y que la relación se ha deteriorado, pero hasta este instante no han movido un dedo para cambiar la situación.

Puede ser por temor, indiferencia, despiste o porque no saben qué hacer o por qué, ya que según estas personas, la culpable de lo que pasa es su pareja.

Piensan que su pareja arrastró la relación a esta situación y por lo tanto es la que debe esforzarse por hacer algo y aunque saben que probablemente sufrirán y que van a extrañar a su pareja. Algunas personas,a pesar de la situación, aún aman a su pareja y se mantienen a la espera de que algo suceda.

Obviamente si no se hace nada, entonces nada va a suceder y eso es una lastima porque ni siquiera lo intentan.

El objetivo de esta columna es que usted haga algo por salvar la relación, especialmente si considera que su pareja vale la pena.

Nadie es perfecto, usted también se ha equivocado, así que lo animo a que lo intente, para que un día, a pesar de que la relación no haya sobrevivido, que pueda decir: ¡Lo intenté!