Karen Fernández.11 abril, 2018
Gilberto Barboza vive en Los Ángeles de Grecia y recuerda como han sido sus experiencias extraterrestres. Foto: Albert Marín.
Gilberto Barboza vive en Los Ángeles de Grecia y recuerda como han sido sus experiencias extraterrestres. Foto: Albert Marín.

Cuando el griego Gilberto Barboza se dio cuenta que el desaparecido astrofísico inglés Stephen Hawking había dicho que debíamos tener cuidado con los extraterrestres y evitar cualquier contacto con ellos, decidió salir al paso y contradecir al genio al asegurar que no hay nada que temer con respecto a los seres de otro planeta.

Barboza indicó que hace cuatro años fue abducido (secuestrado) por unos extraterrestres que se autodenominan "El gran hermano" y que según su experiencia son los seres más inteligentes que existen en el universo.

Don Gilberto, de 43 años, nos recibió en su humilde casita en Los Ángeles de Grecia en Alajuela y compartió con La Teja su testimonio.

Barboza, quien es taxista, está casado y es padre de una niña, recuerda como si fuese ayer la experiencia más emocionante de su vida y que lo marcó para siempre.

"Estaba durmiendo, eran como las dos de la madrugada, y entraron a mi cuarto y me llevaron con ellos. Calculo que pudieron haber pasado unas cuatro horas para hacer mi viaje por el universo a bordo de su nave espacial", contó este hombre.

Él recordó que estuvo dentro de una nave en la que había una parte cristalina que le permitió ver los planetas que conforman la Vía Láctea, el Sol y las estrellas, sino también a la nave nodriza que se posaba sobre la que él estaba.

Despejó sus dudas
Otra noche mientras regresaba a su casa, venía solo, pero su esposa vio donde un extraterrestre lo acompañaba cuando estaba llegando a la casa. Foto: Albert Marín.
Otra noche mientras regresaba a su casa, venía solo, pero su esposa vio donde un extraterrestre lo acompañaba cuando estaba llegando a la casa. Foto: Albert Marín.

Don Gilberto aprovechó la oportunidad para hacerles varias preguntas a los extraterrestres con el fin de conocer un poco más sobre ellos. Él hasta les consultó si su Dios era el mismo de los terrícolas.

"Soy católico y creo en Dios, por eso quise conocer si tenemos el mismo Dios, pero ellos me dijeron que tenían prohibido referirse a esos temas y no me respondieron nada más", narró este amante de los temas paranormales.

El griego también aprovechó para preguntarles el motivo de su presencia en la Tierra y le explicaron que ellos forman parte de un ejército intergaláctico que se encarga de velar por nuestra seguridad.

"Ellos no permiten que otras dos razas que existen en el universo y que son malas, vengan a apoderarse de nuestro planeta y por eso nos defienden. Además quieren que nosotros los secuestrados contemos nuestras historias para que otras personas se familiaricen con ellos y comprendan que no son malos", recordó.

Según Barboza, cuando despertó recordaba todo perfectamente, por lo que le preguntó a su esposa si ella había notado algo extraño, por lo que ella le dijo que durante mucho tiempo él permaneció flotado sobre la cama.

Pero esa no fue la primera vez que Barboza tuvo contacto con los habitantes del espacio, ya que recordó que un tiempo antes, mientras viajaba a bordo de un bus, por el sector de Poró, vio a tres de ellos en el camino, frente a su ventana, por lo que volvió a ver a los demás pasajeros para saber si otros estaban viendo, pero solo su esposa pudo observarlos.

Apagón fue una prueba

Barboza comentó que en otro contacto más reciente que sostuvo con sus compas extraterrestres, ellos le indicaron que habían sido los responsables del apagón que dejó a oscuras a Panamá, Costa Rica, El Salvador y Nicaragua el pasado 1 de julio del 2017. Los vecinos del espacio le comentaron que querían ver la reacción de los habitantes ante lo sucedido, pero llegaron a la conclusión de que aún no estamos preparados para que se muestren por completo ante todo el mundo.

Don Gilberto nos dibujó cómo eran los extraterrestres que lo contactaron. Foto: Albert Marín.
Don Gilberto nos dibujó cómo eran los extraterrestres que lo contactaron. Foto: Albert Marín.

"También me contaron que tenían una base oculta en Marte y que allá, un día dura lo que serían dos meses nuestros, por lo que ellos pueden llegar a vivir hasta 800 años", comentó Barboza.

Los primos lejanos del espacio también le contaron a este vecino griego, que ellos destruyeron su planeta, por lo que ahora viven en una especie de panal, ya que son colonias como las de las abejas. Además, le contaron que todos son iguales, por lo que nadie es superior a los otros, independientemente de su actividad.

"Aprendieron la lección luego de esa dura experiencia y ahora todo lo comparten, por lo que nadie roba, ni mata. Todo eso es lo que quieren que entendamos los humanos para que nos repitamos su historia", aseguró el taxista.

"Están abduciendo gente para que raza humana no desaparezca, van a reunir a un grupo y reubicarlos para que sobrevivan debajo de la Tierra", Gilberto Barboza, secuestrado por extraterrestres.

Sobre su desplazamiento en el espacio, indicó que los extraterrestres usan agujeros de "gusanos", unas especies de puertas para moverse a mayor velocidad de un universo a otro.

Así los vio

1-Gran hermano. Don Gilberto los describe como seres de aproximadamente 1,30 metros de alto, de cabecita redonda, ojos azules como ovalados y muy amigables. Se movilizan levitando sobre el suelo y con una especie de capa transparente sobre sus hombros.

2-Las naves del gran hermano. Eran de forma como rectangular con una cúpula de cristal desde donde él pudo ver todo sobre lo que describió del universo. Según Barboza, la nave estaba pegada a una especie de puente.

3- Otros extraterrestres. De acuerdo a Barboza, sus amigos del espacio le comentaron de una de las especies de las que nos protegen es más alta, con la cabeza más ovalada y que usan un traje ajustado al cuerpo. Además, los pies y las manos son similares a las de los humanos.

4-Naves enemigas. Las naves de los extraterrestres enemigos son como las que vemos normalmente en las películas. En forma circular, un toque ovalada y de color plateado.