Ricardo Silesky.13 junio, 2017

Costa Rica aún no tiene garantizado su boleto al Mundial de Rusia 2018 (hoy tienen una prueba de fuego ante Trinidad y Tobago), pero ya hay ticos que están empezando a masticar el idioma que se habla en el país más grande del mundo.

Estos fiebrazos tienen toda la fe del mundo de que la Sele dirá presente en la cita mundialista y por eso quieren ir aprendiendo una herramienta que les permita comunicarse y moverse con más facilidad en ese gran país.

Las clases son con grupos pequeños para fomentar la interacción. Foto: Eduardo Jiménez
Las clases son con grupos pequeños para fomentar la interacción. Foto: Eduardo Jiménez

Resulta que desde hace dos años, en la Cámara de Turismo y Comercio Costa Rica - Rusia decidieron empezar a dar cursos de ruso como una forma de fomentar relaciones entre ambos países. Lo curioso es que la matricula de los últimos meses es principalmente de personas que quieren saber lo básico de esa lengua para jugársela en la Copa del Mundo. 

"Nosotros visualizamos que por el Mundial iba a crecer el interés y el entusiasmo por aprender ruso. Por eso quisimos estar listos para montarnos en esa ola y actualmente la mayoría de estudiantes ingresan por ese deseo de ir a la Copa del Mundo de Rusia", explicó Eduardo Jiménez, director del Centro Cultural de Ruso, lugar donde se imparten las lecciones.

Para ponerlo en cifras, aproximadamente un 80% de la matrícula actual en ese lugar es de personas que piensan emprender la aventura mundialista.

"Los otros lo estudian movidos por el deseo de aprender un idioma más o por un aspecto cultural, como es poder leer a grandes autores rusos", añadió el encargado del centro.

Eso sí, Jiménez aseguró que las personas expresan que no solo quieren ver a la Sele sino conocer un poco de la riqueza que ofrece un país como Rusia.

Ruso Español
КОСТА-РИКА ( kosta rika )
Costa Rica
КАК ДЕЛА ? (Kak delá?) ¿Cómo estás?
ФУТБОЛ (futbol) Fútbol
ДОБРО ПОЖАЛОВАТь В РОССИЮ! (Dobró pazhálovat v rasíyu) ¡Bienvenidos a Rusia!
ПИВО (Píva) Cerveza
ГОЛ (gol) Gol
ВРАТАРЬ РЕАЛА  (Vratár Reála) El portero del Real
КЕЙЛОР НАВАС Keylor Navas
Quedan bien afilados

Jiménez explicó que la modalidad de clases que ellos imparten tienen un énfasis en la conversación, aunque no se deja de lado la composición y la gramática. La idea es que los estudiantes puedan pegarse una conversación sencilla.

Se trata de tres módulos, cada uno de dos meses, con grupos pequeños para facilitar la interacción. 

"En seis meses la persona es capaz de hablar y leer el alfabeto cirílico (el ruso), que tiene raíz en el griego. Con eso la persona podrá leer fácilmente los rótulos en el metro u otros lugares, ir a un restaurante o un hotel", comentó.

Estos son estudiantes de nivel intermedio en el Centro Cultural Ruso. Foto: Eduardo Jiménez
Estos son estudiantes de nivel intermedio en el Centro Cultural Ruso. Foto: Eduardo Jiménez

De hecho en estos días abrieron un curso nuevo llamado "Ruso mundialista", en el que se da énfasis al vocabulario que más necesitaran en el evento deportivo.

Jiménez aprovechó para asegurar que este idioma no es tan difícil como pinta, o sea, que se le puede entrar sin miedo.

"Hay que quitarse esa idea, más bien es un idioma amigable y agradable al oído", aseguró.

Además, el director del centro dijo que a los alumnos no solo les enseñan un idioma sino que les muestran un poco de la cultura rusa como las comidas, música y tradiciones.

Finalmente, aseguró que más allá del tema del Mundial, una persona se beneficia estudiando ruso por la riqueza cultural de ese país.

Rusia es una de las cinco lenguas oficiales de la ONU, porque lo hablan en más de 40 países en el mundo y por el crecimiento económica que ha experimentado ese país en los últimos años.

Buena ayuda

América Jiménez tiene cerca de un año y medio de estudiar ruso, ella no lo hizo por ir a ver a la Sele en el Mundial, pero considera que puede ser muy útil para los que piensan hacer ese viaje.

Al Machillo ya le han enseñado un par de palabrillas. En la foto de izquierda a derecha: Eduardo Jiménez, Alexander Dogadin (embajador de Rusia en Costa Rica), Óscar Ramírez, Sergey Lientev. Foto: Eduardo Jiménez
Al Machillo ya le han enseñado un par de palabrillas. En la foto de izquierda a derecha: Eduardo Jiménez, Alexander Dogadin (embajador de Rusia en Costa Rica), Óscar Ramírez, Sergey Lientev. Foto: Eduardo Jiménez

"Lo hice primero porque me gustan los idiomas y también por la oportunidad de estudiar fuera en un futuro.

"Para los que piensan ir al Mundial sería una buena idea que lo estudien como una forma de sobrevivir, hay aplicaciones que ayudan, pero no es lo mismo saber hablar algo. Les facilitaría mucho las cosas. Si empiezan de una vez van a aprender bastante", comentó esta publicista de profesión.

Ella reconoce que al inicio puede parecer difícil, pero con el tiempo, siempre y cuando se estudie bastante, se vuelve menos complicado. 

Ya unos cuantos fiebres llevan camino adelantado vamos a ver si el Machillo y la Tricolor se les ponen al corte y hoy quedan más cerca de Rusia.

No se haga al ruso
Los cursos de momento los dan en barrio La California y en Grecia. Si quiere más información puede llamar a los números 8837-1475 o al 2248-0865. La matrícula cuesta ¢20 mil y la mensualidad le sale en 55 rojitos. Tienen horarios entre semana y los sábados. Así que si en sus planes está ir a Rusia, no se haga al ruso y métase de una vez.