Eduardo Vega.1 diciembre, 2020

Los transportistas de turismo cumplirán este primero de diciembre la cuarta noche de acampar frente a las instalaciones del Ministerio de Obras Públicas y Transportes, esperando que el ministro, Rodolfo Méndez Mata, los atienda.

Después de tres días y dos noches no lograron el objetivo de ser atendidos por el ministro y decidieron levantar el campamento porque como estaban ubicados en la calle donde realiza la feria del agricultor, no querían afectar a los vecinos ni a los agricultores.

Transportistas de turismo acampan frente al Mopt a la espera de reunirse con el ministro Méndez Mata

El CTP, que se reunió con ellos, dijo: “Por la situación del turismo a nivel mundial, los servicios de esta modalidad se vieron interrumpidos por varios meses por lo que, con la apertura de playas y lugares de recreación, se les habilitó para que operaran de una manera gradual. A la fecha operan de manera plena sin restricciones en tanto están abiertas las fronteras aéreas para la visitación extranjera.

“Se realizó una disminución en su canon para los servicios especiales de un 21 %, que, sumado a lo aprobado por los diputados, en la Ley para el alivio en el pago del marchamo 2021, en total se dio una rebaja de entre un 36 a un 40% según la modalidad que se trate”.

Uno de los puntos que han solicitado (los transportistas de turismo) es que el CTP les extienda en “automático” los permisos renovados. Sobre esto el CTP afirmó que no es posible porque las leyes obligan a la verificación de los requisitos de: Revisión Técnica Vehicular (RTV), pólizas contra accidentes al día, garantías sociales al día (CCSS), derecho de circulación (marchamo 2021) y canon regulatorio (2021) cancelados. No hacerlo, pondría en serio riesgo de salud o las vidas de las personas que viajen, eventualmente, en esas unidades, aclaró el CTP.

Así están acampando los transportistas de turismo frente a las oficinas del Mopt en Plaza Víquez. Cortesía.
Así están acampando los transportistas de turismo frente a las oficinas del Mopt en Plaza Víquez. Cortesía.

Sin embargo, tras lo dicho por el CTP, Juan Carlos Salazar Hidalgo, líder del movimiento, aseguró: “No hubo ninguna ayuda por parte del CTP. Las aperturas que se dieron gradualmente del sector turismo, más bien no fueron respetadas por el CTP y nos retuvo nuestras unidades hasta que les dio la gana, porque aducían que íbamos a piratear a ruta regular.

“Desde el 15 de mayo el Ministerio de Salud empezó a permitir la apertura de lugares turísticos y a pesar de la insistencia por parte del sector de transportistas y con ayuda del ICT y Canatur, el CTP hasta el 4 de julio en sesión de junta directiva acuerda liberar al sector de transporte de turismo de forma escalonada. Y después nos vuelve a prohibir la circulación total de nuestras unidades del 13 al 17 de julio”.

Sobre el tema de las rebajas económicas que comentó el CTP, los transportistas explicaron que la primera rebaja la autorizó la Aresep en el mes de agosto en audiencia pública y fue gracias a las oposiciones de todos los sectores del transporte de los Servicios Especiales y fue del aproximadamente 21.37%.

La segunda rebaja la aprobaron los diputados de la Asamblea Legislativa en la última semana de octubre con el proyecto de rebaja al marchamo y fue del 16.63% para un total del 38% para el sector de los Servicios Especiales, pasando de ₡197.622 a ₡129.548.

Todo el día han pasado las unidades frente al Mopt. Cortesía.
Todo el día han pasado las unidades frente al Mopt. Cortesía.

Reclaman, además, que a los empresarios de ruta regular se les aprobó una disminución mayor y además el 14 de mayo la junta directiva del CTP, les aprueba hacerles una rebaja en el canon que todavía adeudan del 2020 en un 50% para lo cual aprobaron tomar ₡ 623.000.000 del superávit de la institución y además del 3 de noviembre aprueban darles el pago del canon del 2021 de forma fraccionada solamente a los empresarios de ruta regular.

Advirtieron que ellos no solicitaron más rebajas en el monto del canon, solamente pidieron el pago fraccionado y les dijeron que no, aseguraron.

Como no hay un entendimiento, Salazar Hidalgo, explica que volvieron a montar el campamento “con el único fin de ser escuchados y exigir un trato justo e igualitario al que reciben los empresarios de ruta regular”.

Están, los transportistas de turismo, listos para pasar varias noches si es que Méndez Mata no los atiende en persona.