Por: Karen Fernández.   6 abril
Alvaro Sáenz, presidente de la UCCAEP explicó el panorama económico del país en una conferencia virtual. Foto: Cortesía

Alvaro Sáenz, presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (UCCAEP), dijo este lunes que consideran que el Gobierno debe aplicar una reducción de jornada o suspensión de contratos en los sectores que no sean necesarios para la atención de la emergencia por Covid-19.

La idea es contener el déficit porque por las medidas de contención aplicadas por el Gobierno habrá menores ingresos (congelación del pago del IVA por tres meses y menos cuotas de la CCSS) pero sigue gastando igual al tener que hacer los pagos puntuales y llegará el momento en el que no tendrá más remedio que recurrir a la deuda para afrontarlos, explicó Sáenz.

Sáenz agradeció también a las autoridades del Gobierno la buena relación que han mantenido con sus representados porque se estaban analizando medidas más severas para esta Semana Santa, pero lograron consenso para no afectar más a algunos sectores como los productivos, de consumo y gasolineros, por ejemplo.

Jalón de orejas

Sáenz también le dio un jalón de orejas al Ministerio de Trabajo porque cree que ha tardado mucho en darles permiso a las empresas para suspender contratos y esas bases de datos de personas afectadas son las que servirán al Estado para dar las ayudas solidarias a las familias que no tendrán ingresos o tendrán menos.

Asegura también que el sector productivo del país no ha descansado porque no se lo pueden permitir, el país está abastecido y seguirá así.

Los abastecedores han sido parte importante del sostén económico del país. Fotos: Mayela López

“Hemos logrado contener la tasa de contagio. Quedándonos en casa ayudamos a que esto no se extienda por más tiempo”, señaló.

Comentó que la principal responsabilidad de su sector es crear empleos o no despedir gente. Hay grupos de empresarios buscando donaciones para dar alimento y otros trabajan en la compra de equipos que detectan en cinco minutos personas enfermas con Covid-19 para colocarlas en las fronteras terrestres para que no lleguemos a la segunda ola luego de Semana Santa.

“La economía tica no podría resistir una segunda ola de pandemia, por eso debemos quedarnos en casa ahora y acatar las demás medidas impuestas por Salud”, opinó Sáenz.

70% de las empresas nacionales tienen menos de 5 empleados