Karen Fernández.20 julio

Estos días la basílica de Los Ángeles está en el destino de los fieles católicos más devotos, que se van a la casa de la virgencita a agradecerle por los favores concedidos a lo largo del año.

Este fin de semana arrancó con más fuerza la romería 2019 con la llegada de los primeros fieles. Foto: Keyna Calderón.
Este fin de semana arrancó con más fuerza la romería 2019 con la llegada de los primeros fieles. Foto: Keyna Calderón.

Unos de ellos fueron los feligreses de Cuatro Reinas de Tibás, quienes salieron desde las 8:10 a. m. de la parroquia del cantón con destino a Cartago en bus.

Llegaron pasadas las nueve de la mañana a las Ruinas y de ahí comenzaron su peregrinar, esto porque la mayoría de ellas eran adultas mayores o con condiciones de salud especiales.

Luego participaron de la misa, oficiada por el padre Minor Montero, sacerdote de la comunidad tibaseña y compartieron un almuerzo a la sombra de uno de los árboles de la plazoleta de la basílica.

Ahí La Teja conversó con algunas de ellas, quienes nos compartieron su testimonio.

“Tuve cáncer colorrectal en el dos mil diez y anduve dos años con una bolsita en mi estómago que recogía mis excreciones (colostomía) y pasé de pesar cincuenta y seis kilos a tan solo cuarenta. El cáncer fue mi ‘regalo’ de los cincuenta años, pero gracias a la virgencita estoy aquí con vida y totalmente recuperada”, contó doña Nelly León Ching.

Nelly León Ching, agradeció a la virgen su sanación de un cáncer de colon. Foto: Karen Fernández
Nelly León Ching, agradeció a la virgen su sanación de un cáncer de colon. Foto: Karen Fernández

Dice que siempre que puede y mientras su estómago se lo permita, asiste a las misas diariamente y a la romería cada año.

“Las ministras llegaban a mi casa a darme la eucaristía por mi condición de salud. Dios es el que nos da la vida y Él es quien nos la quita en el momento que decida, por eso, pese a que estuve tan mal, aquí estoy gracias a Él y su madre”, agregó doña Nelly.

Otra que tiene mucho que agradecer es doña Flor Marta Araya de 69 años, quien desde los 30 años le reemplazaron ambas caderas dos veces y en la segunda ocasión, en el 2005, se le metió una bacteria que le hallaron hasta el año 2010, pese a que entre esos años entró varias veces a sala de operaciones.

Doña Flor Marta Araya tiene mucho que agradecer. Foto: Karen Fernández
Doña Flor Marta Araya tiene mucho que agradecer. Foto: Karen Fernández

“Fue un jueves que entré por última vez al quirófano y fue que una de las asistentes me puso un escapulario de la virgen del Carmen y me dijo que era para que apareciera de una vez la bacteria y me la encontraron a los dos días y a los veintidós ya estaba afuera del hospital. Sé que no fue la de Los Ángeles, pero es la misma virgen”, narró doña Flor.

“Me dijeron que no podría caminar porque la cadera derecha me quedó colgando y aquí estoy por gracia de Dios, apoyada con una andadera, pero puedo hacerlo”, explicó.

Milagro del rosario

Xinia Lara, Ana Lazo y Teodora Villegas contaron que este mismo sábado presenciaron un milagro cuando iban en el bus hacia Cartago, pues Lara agarró un puño de rosarios para compartirlos con las personas del bus y alcanzaron exactos.

Xinia Lara, Ana Lazo y Teodora Villegas quienes pidieron a la virgen interceder por nuestro país y por la vida. Foto: Karen Fernández
Xinia Lara, Ana Lazo y Teodora Villegas quienes pidieron a la virgen interceder por nuestro país y por la vida. Foto: Karen Fernández

“Yo soy devota a la virgen de Fátima y la del Carmen, pero no tanto de la de Los Ángeles y le pedí a Dios que despertara más mi fervor por La Negrita y creo que esa fue la señal que me dio para avivar mi confianza en ella”, afirmó doña Teodora.

Todas venían rezando el rosario en el bus y pidiéndole al Señor y a la virgencita su intercesión por nuestro país y nuestros gobernantes.

“Le pedimos que tomen las mejores decisiones y no condenen a Costa Rica con las leyes a favor del aborto. Tenemos fe en que ella nos va a apoyar porque ella es una madre y ¿cuál madre no ayuda a sus hijos cuando se lo piden?”, sentenció doña Ana.

Margarita Borbón, agradece que salió con bien de sus cirugías de reemplazo de rodillas. Foto: Karen Fernández
Margarita Borbón, agradece que salió con bien de sus cirugías de reemplazo de rodillas. Foto: Karen Fernández

Doña Margarita Borbón dio gracias a la virgen por el reemplazo de ambas rodillas que le hicieron y la sostienen en pie.