Adrían Galeano Calvo.6 agosto, 2019
La Fiscalía no logró determinar el motivo del ataque. Fotografía Rafael Murillo
La Fiscalía no logró determinar el motivo del ataque. Fotografía Rafael Murillo

Un sujeto de apellidos Richards Rodríguez pasará los próximos 35 años en la cárcel por acabar a balazos con la vida de una joven que estaba celebrando su fiesta de cumpleaños.

El desalmado, de 20 años, fue declarado culpable por un delito de homicidio en perjuicio de Brinnett Picado Smith, de 23 años.

La sentencia fue dictada por los jueces del Tribunal Penal de Limón el pasado jueves 1 de agosto, sin embargo, el Ministerio Público dio a conocer la resolución hasta la mañana de este martes.

23 años estaba celebrando la joven cuando fue asesinada

Los hechos por los que Richards fue condenado ocurrieron la noche del jueves 25 de enero del 2018, en Cieneguita de Limón.

Picado cumplió 23 años el 24 de enero del año pasado (un día antes del ataque), por lo que esa noche decidió organizar una fiesta en un bar de esa localidad junto a varios de sus amigos y su pareja sentimental.

De acuerdo con la acusación de la Fiscalía de Limón, Richards llegó en un carro junto a otros sujetos, quienes aún no han sido detenidos, y sin pensarlo dos veces dispararon hacia donde estaba la homenajeada.

Una de las balas alcanzó a la joven en el pecho. Un grupo de paramédicos la llevó hasta el hospital Tony Facio de Limón, donde falleció pocos minutos después.

Luego de realizar varias investigaciones y seguimientos, la Policía Judicial logró detener a Richards en mazo de ese mismo año.

Durante el juicio las autoridades no lograron determinar el motivo del ataque y si este iba dirigido a la “cumpleañera”, sin embargo, presentaron suficientes pruebas para garantizar que él sí fue uno de los sujetos que disparó.

El desalmado cumplirá prisión preventiva mientras la condena queda en firme y se le asigna un centro penal.