Alejandra Portuguez Morales.12 agosto

Tres niños y una persona adulta, cuyas identidades no trascendieron, llevaron la peor parte en un fuerte choque entre una buseta y un pick up el domingo por la noche.

El accidente de tránsito ocurrió a las 11:05 de la noche sobre la carretera Braulio Carrillo (Limón - San José), en el cruce de San Miguel de Santo Domingo de Heredia.

Tras el impacto la buseta se volcó y varios ocupantes salieron expulsados, incluidos dos niños, de 10 y un año; además de una chiquita de un añito.

La doctora Olga Arguedas, directora del hospital de Niños, explicó que la más delicada es la pequeñita, quien sufrió una fractura de cráneo y por eso la mantienen en sala de emergencias.

Nueve personas que iban en la buseta resultaron heridas. Foto: Cortesía para La Teja
Nueve personas que iban en la buseta resultaron heridas. Foto: Cortesía para La Teja

Agregó que al menor de 10 años lo llevaron a sala de operaciones y le realizaron un procedimiento muy largo, debido a las múltiples heridas que sufrió en diferentes partes del cuerpo, pero dichosamente ya está en recuperación, al igual que el menor de un añito.

Por brincarse un alto

En la central de comunicaciones de la Policía de Tránsito dijeron que la causa del accidente fue que alguno de los conductores se brincó un alto.

En la microbús iban nueve pasajeros, entre ellos los que quedaron graves. Este vehículo está registrado a nombre de un hombre de apellidos Díaz Altamirano. Mientras que el pick up lo andaba Luis Ángel Morales Campos, vecino de Limón.

El conductor del pick up dijo que él llevaba la vía cuando se dio el accidente. Foto: Cortesía para La Teja
El conductor del pick up dijo que él llevaba la vía cuando se dio el accidente. Foto: Cortesía para La Teja

A ambos conductores les realizaron la alcoholemia y dio negativa, los vehículos estaban con todos los documentos al día.

Morales dijo que regresaba al Caribe luego de haber dejado a su hija en San José.

“Iba solo en mi carro por la ruta 32, llevaba la vía y cuando me di cuenta la buseta estaba al frente mío, me asusté al ver que hay niños involucrados, hasta el momento no he podido hablar con el otro conductor", dijo Morales.