Adrían Galeano Calvo.14 mayo
Estrada también está enfrentando un juicio por una balacera en Cieneguita que dejó cinco fallecidos en octubre del 2016. Foto: Rafael Pacheco
Estrada también está enfrentando un juicio por una balacera en Cieneguita que dejó cinco fallecidos en octubre del 2016. Foto: Rafael Pacheco

Dinier Estrada Jiménez, alias Ojos Bellos, fue condenado a 18 años de cárcel por intentar matar a dos hombres durante una balacera a una casa. En ese hecho las víctimas también fueron atacadas con una granada que al final no explotó.

Estrada no fue el único que salió “premiado”, pues el Tribunal Penal de Limón le recetó la misma pena a Ryan Bustos Cedeño, Gary Casanova León, Jonathan Green Davis y Roy Clayton Davis, por participar en el ataque ocurrido en julio del 2014, en Pacuare Nuevo de Limón.

Confirmación

El Ministerio Público explicó que por este hecho Ojos Bellos y su banda ya habían sido condenados a 25 años de prisión en julio del 2017, sin embargo, la defensa de los sujetos apeló esa sentencia.

“El Tribunal de Apelación de la Sentencia revisó lo resuelto en ese debate y estuvo de acuerdo con la fundamentación de la Fiscalía, en el tanto de que la prueba presentada contra de los imputados permitió acreditar su responsabilidad.

“Sin embargo, anuló parcialmente la sentencia, pues consideró que el Tribunal Penal debía condenar dos delitos de tentativa de homicidio simple y no calificado, por lo que hoy (jueves) se realizó un juicio de fijación de la pena”, informó la Fiscalía.

Además de este caso, Ojos Bellos está enfrentando un juicio por la mortal balacera ocurrida en playa Cieneguita, en Limón, en octubre del 2016, la cual dejó como saldo cinco personas fallecidas y seis heridos.

121 balazos

El hecho por el cual Ojos Bellos y su banda fueron condenados este jueves 14 de mayo ocurrió el 29 de julio del 2014, en Pacuare Nuevo de Limón, cuando los sujetos llegaron a las afueras de una casa armados con al menos dos AK-47 y escopetas.

Según las autoridades, la banda disparó 121 veces contra la vivienda, pero no lograron herir a las víctimas, quienes lograron escapar por una ventana. Las identidades de los afectados nunca fueron dadas a conocer.

En el lugar de los hechos los agentes del OIJ también recolectaron una granada afuera de la casa, que en apariencia, fue lanzada por los maleantes.